Pescadores denuncian asalto y secuestro

  Actualidad

Pescadores denuncian asalto y secuestro

Los hermanos Jimmy y Manuel Quijije, quienes pescaban en la embarcación ‘Niña María Cielo’ que zarpó el pasado martes desde el puerto de Santa Rosa en Salinas, fueron encontrados al mediodía de ayer en aguas jurisdiccionales de Perú.

Santa Rosa. Los pescadores están preocupados por los asaltos.

Los hermanos Jimmy y Manuel Quijije, quienes pescaban en la embarcación ‘Niña María Cielo’ que zarpó el pasado martes desde el puerto de Santa Rosa en Salinas, fueron encontrados al mediodía de ayer en aguas jurisdiccionales de Perú.

Según Carlos Mero y otros tres peninsulares, que pescaban cerca de ellos en la lancha ‘Siempre Fernanda’ y que llegaron a canalete a Salinas la tarde del miércoles, los piratas los interceptaron y les robaron la pesca y los motores, dejándolos a la deriva.

Como los hermanos Quijije opusieron resistencia y su fibra era nueva, aseguran, los piratas los secuestraron y se los llevaron con dirección al sur.

Kerly Quijije, hija de Jimmy, dijo que tenía mucha fe de que su padre volvería pronto a casa. “Mi corazón me dice que en cualquier momento tendremos noticias de mi padre y de mi tío. Son terribles los momentos de angustia que estamos viviendo” había declarado.

Boris Rodas, capitán del Puerto de Salinas, dijo que los pescadores fueron rescatados por una lancha de Anconcito, a unas 25 millas del límite internacional, en aguas de Perú. “Estaban a unas 90 millas de la puntilla de Santa Elena y llegarán a la noche a tierra firme”.

Según el oficial, existe la posibilidad de que el asalto haya ocurrido en aguas del vecino país, por lo que se coordinó la búsqueda y el rescate con la Armada peruana, que también inició las investigaciones.

Según la Capitanía del Puerto de Salinas, comparando los asaltos ocurridos en el mar en el mes de julio, los robos a los pescadores han disminuido en un 50 %. En 2016, durante este mismo mes se reportó la sustracción de 14 motores; mientras que en el presente año van siete, cuando falta un poco más de una semana para que se acabe el mes.