Actualidad

Las pasiones en el ambiente electoral

Algo pasa en nuestro querido Ecuador, un país con personas maravillosas, con probada capacidad y honestidad, capaces de liderar nuestro mundo político se abstienen de participar. Tenemos a la par el lastre de los políticos que no han estado a la altura de las circunstancias. Muy pocos se dejan ver como verdaderas opciones. Pueden ustedes estimados lectores, imaginar a Guayaquil administrada por políticos que parecen verdaderas especies trepadoras, con la capacidad del camaleón reinventando sus imágenes creyéndose la salvación de la ciudad. ¡En conclusión la campana electoral que se avecina será una temporada de aburrimiento y frustración!

Eco. Mario Vargas Ochoa