La paciencia de los moradores del Centro Histórico se agotó

  Actualidad

La paciencia de los moradores del Centro Histórico se agotó

La inseguridad preocupa. Los reclamos continuarán con plantones y manifestaciones

Los habitantes del Centro Histórico realizaron un plantón.
Los habitantes del Centro Histórico realizaron un plantón.henry lapo

La inconformidad ciudadana sigue al alza ante la inseguridad en Quito. Barrios enteros comienzan a organizarse en plantones, manifestaciones y protestas que tienen como objetivo llamar la atención de las autoridades municipales y nacionales para que se apliquen correctivos.

En Quito se deben realizar hidrolavados en las calles.

El uso de espacios públicos como baños complica a barrios emblemáticos de Quito

Leer más

El Centro Histórico es el último ejemplo. Ayer, 18 de febrero de 2021, los moradores del sector (representantes de once barrios) realizaron un plantón para exigir medidas. Lo hicieron desde la antigua gasolinera de las calles Pichincha y Chile. Ahí, en este mes, un ciudadano fue asesinado en medio de un robo.

Los moradores cuentan que es imposible laborar o transitar por la zona por la gran cantidad de ladrones que rondan por los tradicionales barrios capitalinos. Con tristeza mencionan que años atrás, esos sectores eran generadores de turismo interno y de ventas de alimentos y productos. Ahora son espacios poco concurridos porque existe el temor de un robo a mano armada.

Durante el plantón, que se extendió por varias horas de la mañana, se aseguraba con cánticos y carteles que en los barrios del centro de la ciudad hay más delincuentes que efectivos de la Policía Nacional.

Representantes de La Tola y San Blas (barrios emblemáticos de la capital) protestaban por la falta de respuesta de las autoridades. No hay investigaciones ni recorridos de la Policía para brindar seguridad y tranquilidad a los quiteños, dicen.

Juan Carlos Rojas es dirigente barrial del sector. Él asegura que la semana pasada hubo un asesinato en el Centro Histórico y hasta el momento no hay resultados de las investigaciones de las autoridades. Ni siquiera se han realizado consultas a los habitantes de las casas cercanas al hecho.

Rojas advierte que hay más de un peligro al permitir que la delincuencia se apodere de sectores completos: se pone en riesgo la vida de los quiteños, se reduce la actividad económica y hasta se pierden espacios tradicionales de la ciudad.

YUNDA

Defensa de Jorge Yunda pide que se fije fecha para la colocación del grillete electrónico

Leer más

“Once barrios del Centro Histórico son parte de esta protesta porque estamos perdiendo el sitio emblemático de la ciudad. No puede ser que se muera el centro de Quito”, manifestó.

Con él coincide el dirigente Francisco Catana. Él aclaró que la protesta cumplió con todas las medidas de bioseguridad y que no será la última vez que se eleve el reclamo. Seguirán actuando hasta que las autoridades escuchen.

Para abordar la problemática, el viernes 12 de febrero, los representantes de la Asamblea de Quito, la Policía Nacional, funcionarios de la Secretaría Metropolitana de Seguridad y Gobernabilidad y la administradora de la Zona Manuela Sáenz mantuvieron una reunión. Ahí, los integrantes de la Policía reconocieron que tienen limitaciones a la hora de trabajar en el centro.