La oposicion va desunida al debate por la Ley del Empleo

  Actualidad

La oposicion va desunida al debate por la Ley del Empleo

La oposición va desunida al debate por la Ley del Empleo

La oposición no tiene una postura unitaria sobre el proyecto de ley para la Optimización de la Jornada Laboral y el Seguro del Desempleo.

La Asamblea inicia hoy el primer debate de esta polémica iniciativa del Ejecutivo, que tiene el carácter económico urgente. Tres organizaciones del bloque minoritario votarán contra esa propuesta, una se abstendrá y otra pondrá condiciones.

Para los ‘rebeldes’, las reformas a las leyes de pasantía, empleo juvenil y Código de Trabajo restringen los derechos de los trabajadores. Pero, sobre todo, no resuelven el grave problema del desempleo, que ha generado el modelo y la crisis económica, dijeron a EXPRESO los legisladores consultados.

El jefe del bloque del partido Avanza y exaliado gubernamental, Antonio Posso, subrayó que es una falsa solidaridad y debería ser una prestación adicional, financiada con los recursos del Estado. “Votaremos contra este proyecto porque es inconstitucional. Los derechos no pueden ser mermados, son intangibles e irrenunciables. No se puede rebajar las remuneraciones de los trabajadores”, dijo a EXPRESO.

En la misma línea está la coalición de Pachakutik-Unidad Popular. Según el parlamentario, Milton Gualán, la propuesta favorece más a los empresarios pues reduce las horas laborales y los salarios de los trabajadores.

Mientras que el Partido Sociedad Patriótica (PSP), que se suma al voto contrario, planteará utilizar el 1 % de las utilidades de las empresas públicas y privadas, y el 2 % del Impuesto del Valor Agregado (IVA) para financiar el seguro del desempleo. Además, eliminar el anticipo del Impuesto a la Renta porque complica a los pequeños y medianos empresarios, aseguró el legislador del PSP, Arcadio Bustos.

El Partido Social Cristiano-Madera de Guerrero, en cambio, podría abstenerse. El independiente Luis Tapia, que está con él, criticó el seguro del desempleo. “Habrá que establecer una aportación adicional, de lo contrario se descapitalizaría el fondo de cesantía de los trabajadores y tarde o temprano colapsaría el sistema por falta de liquidez”, dijo.

Pero el movimiento CREO condiciona su voto a los cambios y tiene varios cuestionamientos: la propuesta presidencial no enfrenta las causas de la pérdida del empleo, sino los efectos. “En 2015, unos 85 mil ecuatorianos perdieron el trabajo. Hay que atraer inversión para generar puestos de trabajo”, explicó a EXPRESO el jefe de bloque de esa organización, Patricio Donoso.

Pero, el aliado de PAIS y miembro de Unidos, Carlos Bergmann, dijo que el proyecto protegerá las plazas de trabajo. El sábado el presidente Rafael Correa explicó que el 1 % que aporta el empleador al fondo de cesatía del trabajador irá ahora a un fondo solidario que financiará la parte de la fracción básica del seguro. El resto vendrá del aporte de la cuenta individual del trabajador.

La oposición no tiene una postura unitaria sobre el proyecto de ley para la Optimización de la Jornada Laboral y el Seguro del Desempleo.

La Asamblea inicia hoy el primer debate de esta polémica iniciativa del Ejecutivo, que tiene el carácter económico urgente. Tres organizaciones del bloque minoritario votarán contra esa propuesta, una se abstendrá y otra pondrá condiciones.

Para los ‘rebeldes’, las reformas a las leyes de pasantía, empleo juvenil y Código de Trabajo restringen los derechos de los trabajadores. Pero, sobre todo, no resuelven el grave problema del desempleo, que ha generado el modelo y la crisis económica, dijeron a EXPRESO los legisladores consultados.

El jefe del bloque del partido Avanza y exaliado gubernamental, Antonio Posso, subrayó que es una falsa solidaridad y debería ser una prestación adicional, financiada con los recursos del Estado. “Votaremos contra este proyecto porque es inconstitucional. Los derechos no pueden ser mermados, son intangibles e irrenunciables. No se puede rebajar las remuneraciones de los trabajadores”, dijo a EXPRESO.

En la misma línea está la coalición de Pachakutik-Unidad Popular. Según el parlamentario, Milton Gualán, la propuesta favorece más a los empresarios pues reduce las horas laborales y los salarios de los trabajadores.

Mientras que el Partido Sociedad Patriótica (PSP), que se suma al voto contrario, planteará utilizar el 1 % de las utilidades de las empresas públicas y privadas, y el 2 % del Impuesto del Valor Agregado (IVA) para financiar el seguro del desempleo. Además, eliminar el anticipo del Impuesto a la Renta porque complica a los pequeños y medianos empresarios, aseguró el legislador del PSP, Arcadio Bustos.

El Partido Social Cristiano-Madera de Guerrero, en cambio, podría abstenerse. El independiente Luis Tapia, que está con él, criticó el seguro del desempleo. “Habrá que establecer una aportación adicional, de lo contrario se descapitalizaría el fondo de cesantía de los trabajadores y tarde o temprano colapsaría el sistema por falta de liquidez”, dijo.

Pero el movimiento CREO condiciona su voto a los cambios y tiene varios cuestionamientos: la propuesta presidencial no enfrenta las causas de la pérdida del empleo, sino los efectos. “En 2015, unos 85 mil ecuatorianos perdieron el trabajo. Hay que atraer inversión para generar puestos de trabajo”, explicó a EXPRESO el jefe de bloque de esa organización, Patricio Donoso.

Pero, el aliado de PAIS y miembro de Unidos, Carlos Bergmann, dijo que el proyecto protegerá las plazas de trabajo. El sábado el presidente Rafael Correa explicó que el 1 % que aporta el empleador al fondo de cesatía del trabajador irá ahora a un fondo solidario que financiará la parte de la fracción básica del seguro. El resto vendrá del aporte de la cuenta individual del trabajador.