Las nustas desfilaron por la pasarela en Colta

  Actualidad

Las nustas desfilaron por la pasarela en Colta

Este primer encuentro estuvo organizado por Hermel Tayupanda, alcalde de Colta, y el Consejo Cantonal de Protección Integral de Derechos.

Desfile. Las reinas de los pueblos modelaron con sus trajes típicos y se dirigieron al público en sus idiomas.

Como un homenaje al día de los pueblos indígenas y al día de la interculturalidad, diecisiete sumaks warmis (mujeres hermosas) y ñustas (reina o princesa) de los pueblos y nacionalidades indígenas se dieron cita en el coliseo del cantón Colta, Chimborazo, la noche del pasado viernes, con el objetivo de intercambiar experiencias y fortalecer las diferentes culturas.

Este primer encuentro estuvo organizado por Hermel Tayupanda, alcalde de Colta, y el Consejo Cantonal de Protección Integral de Derechos.

“Estamos celebrando el encuentro de la interculturalidad, demostrando la importancia de la vivencia y la cosmovisión indígena, pero sobre todo demostrando la belleza que existe en nuestras mujeres, que antes las considerábamos solo como amas de casa; ahora ya tenemos la sabiduría para reconocer sus derechos, valía e importancia para el desarrollo de cada pueblo”, indicó José Lema, vicealcalde.

La velada inició con la presentación de la danza del Gobierno Autónomo Descentralizado municipal. Luego, se realizó la bienvenida a los asistentes y se resaltaron los objetivos del evento para dar paso a la pasarela.

Las primeras en salir a escena fueron el grupo de reinas de la provincia de Chimborazo, Jéssica Cepeda, Reina Puruwa; Lilian Taday, Ñusta Puruwa; Alexandra Remache, reina de Colta, y Luz Micaela Lema Ilicachi, reina de Riobamba.

Las representantes de las nacionalidades Kichwas de los pueblos Salasaka, Quisapincha, Kitu Kara, Otavalo, Waranka, Chibuleo, Kayampi, Cañari, Karanki, Puruwa, Manteño Huancavilca, así como de la nacionalidad Shuar y afrodescendiente estuvieron presentes.

Realizaron una pasarela mientras los animadores del evento daban lectura de la ubicación de cada pueblo, su idioma oficial, el origen, su economía, la vivienda típica, así como las costumbres y tradiciones más arraigadas.

Doménica Villa, del pueblo Caranqui, vestía su traje tradicional consistente en blusa bordada con dibujos de plantas y aves, pollera ceñida con fajas tejidas de 3 metros de largo y 10 cm de ancho, alpargatas, sombrero y una chalina confeccionada en lana de borrego.

Su pueblo se ubica en la parte norte de la provincia de Imbabura; resaltó que son el producto de la unión mediante alianza de los pueblos Otavalos y Kayambis, su economía se basa en la papa y el maíz; las viviendas se construyen sobre la base de bahareque, paja y tapiales.

Entre sus tradiciones está el ritual del maki mayllay, durante el matrimonio, que consiste en que el novio entra cantando a la casa de la novia.

“Perdona wanky Taytiku, mamita, cashnakullami shamuni (perdónenme papito, mamita, que venga solo con esto) dice el futuro consorte en referencia a un puñado de productos que entrega a la familia de quien será su esposa. Así se repetía de cuatro en cuatro cada pueblo y nacionalidad. (F)