Negligencia causó deuda en el GAD de Santa Cruz

  Actualidad

Negligencia causó deuda en el GAD de Santa Cruz

El Municipio recibió $ 8 millones no reembolsables, pero la falta de gestión hizo que se transforme en una obligación crediticia. El alcalde responde

WhatsApp Image 2022-07-04 at 4.41.42 PM
Trabajos. Un funcionario revisa la calidad del agua potable de Santa Cruz, un proyecto que comenzó en 2013.Cortesia

Han pasado nueve años desde que arrancó la construcción de los sistemas de alcantarillado y el mejoramiento de agua potable para la población de Santa Cruz, en Galápagos, y hasta ahora hay trabajos inconclusos.

La planta de tratamiento de aguas residuales, que es parte del sistema de alcantarillado, aún está en construcción y el gobierno municipal no ha definido dónde y cómo se descargarían las aguas tratadas sin contaminar el ambiente.

WhatsApp Image 2022-06-15 at 7.40.02 PM

$ 177 millones, pagados a la firma que alimenta a presos

Leer más

Durante la construcción de la red de alcantarillado, “los fiscalizadores y funcionarios no verificaron la exactitud de los avances ni el cumplimiento de las especificaciones técnicas en los materiales”, indica la Contraloría. Esto hizo que el Municipio pague sin sustento $ 2,8 millones.

La falta de control adecuado durante la ejecución del proyecto no solo ha dejado retrasos y pagos en exceso. Para la Contraloría General, uno de los problemas principales es que el gobierno autónomo de Santa Cruz convirtió lo que eran $ 8,5 millones de crédito no reembolsable en una deuda con el Banco de Desarrollo de América Latina, antiguamente llamado Corporación Andina de Fomento (CAF).

El alcalde de Santa Cruz, Ángel Yánez, indica que el contrato es del 2013 y fueron las anteriores administraciones las que recibieron los fondos. “Cuando me posesioné en 2019, lo primero que hice fue pedir una auditoría a la Fiscalía porque la obra en un inicio debía hacerse en 500 días y eso no se estaba cumpliendo”.

La auditoría de la Contraloría señala que los incumplimientos al convenio de préstamo, suscrito entre el gobierno local y la CAF “ocasionaron que los proyectos para la dotación de los servicios básicos del cantón sean excluidos del Programa de Saneamiento Ambiental para el Desarrollo Comunitario (Promadec II)”.

Cuando el organismo internacional dejó de financiar el proyecto se efectivizaron las cláusulas de incumplimiento, “transformando la asignación no reembolsable en una obligación financiera que el Municipio deberá pagar, lo que afecta la disponibilidad de recursos destinados a atender otras obligaciones prioritarias para la comunidad”, dice la Contraloría.

“Yo, como alcalde, no voy a permitir que nos quiten esos recursos”, dice Yánez. Él ya ha presentado una acción de protección contra el Banco de Desarrollo de América. Perdió la demanda en primera y segunda instancia, pero ahora está en el Contencioso Administrativo.

“Yo no defiendo las administraciones anteriores, solo las obras de mi gente. Por eso estoy concluyendo los trabajos. Santa Cruz ya tiene agua al 100 % y el alcantarillado está en el 85 %. Estamos haciendo obras con recursos propios. Porque este es el segundo intento, en 50 años, que hace Santa Cruz para tener agua, que es un recurso vital”, dijo.

  • Denuncia. En la Fiscalía existe una denuncia en contra de funcionarios de Santa Cruz por pagos en exceso a la fiscalizadora.