DD.HH. alerta de casos de tortura en El Salvador

  Mundo

DD.HH. alerta de casos de tortura en El Salvador

El documento del Observatorio Universitario de Derechos Humanos revela que hay un hacinamiento carcelario.  Familiares protestan por las detenciones

el slavoador
Un grupo de salvadoreños pidió el martes pasado la libertad de sus familiares detenidos durante el régimen de excepción. /EFE

Un informe del Observatorio Universitario de Derechos Humanos (OUDH) de la jesuita Universidad Centroamericana (UCA) revela y alerta de casos de tortura cometidos en El Salvador durante un régimen de excepción implementado por el Gobierno del presidente Nayib Bukele para contrarrestar a las pandillas.

“En El Salvador hay tortura. Las denuncias que se han recibido en el Instituto de Derechos Humanos de la UCA dan fe de la existencia de hechos de tortura”, dijo el coordinador general del OUDH, Danilo Flores, durante la presentación del documento denominado ‘100 Días de Régimen de Excepción en El Salvador’.

El presidente de El Salvador, Nayib Bukele, en una fotografía de archivo.

Nayib Bukele afirma que población salvadoreña por "primera vez vive en paz"

Leer más

En junio pasado, la organización humanitaria Amnistía Internacional (IA) afirmó que las autoridades salvadoreñas estarían cometiendo tortura como parte de las ‘violaciones masivas de derechos humanos’ que se dan en el marco del régimen de excepción.

El Salvador se encuentra en estado de excepción desde finales de marzo tras una ola de asesinatos el último fin de semana de ese mes que dejó 87 víctimas. En respuesta, la Asamblea Legislativa aprobó la suspensión de garantías constitucionales para darle poderes especiales al Ejecutivo.

Dicha medida ya fue prolongada por el Congreso en 4 ocasiones y se prevé que el Gobierno solicite una nueva ampliación, con lo que el régimen se extendería a finales de septiembre.

Más de 49.000 supuestos miembros de pandilla han sido capturados en El Salvador durante cuatro meses del régimen, según reveló el titular del Ministerio de Justicia y Seguridad, Gustavo Villatoro.

El informe también da cuenta de detenciones arbitrarias, supuestas muertes de detenidos bajo custodia estatal, hacinamiento carcelario y violaciones a los derechos humanos entre finales de marzo y principios de julio pasado.

Flores relató a la prensa el caso de un adolescente de 14 años que fue detenido por la Policía Nacional Civil (PNC) y fue “golpeado y torturado por agentes de la corporación policial y pandilleros”. El coordinador del OUDH expuso que “el adolescente fue detenido después de varias visitas que hizo la Policía a su residencia, lo llevaron a una delegación policial y ahí lo golpearon y torturaron para que confesara que pertenecía a una pandilla”.

Relató que “sumergían su cabeza en una pila con agua y además le prensaban o pinchaban los dedos de las manos con unas pinzas”.

Imagen de archivo de mujeres afganas.

Las mujeres, el principal objetivo del ataque talibán a los derechos humanos

Leer más

Luego, señaló, “el adolescente fue llevado a una celda de pandilleros, pese a no ser miembro de pandillas, y mientras estuvo ahí fue golpeado por esas personas”.

Flores dijo que el adolescente estuvo 12 días en dicha celda y “mientras era golpeado por los integrantes de las pandillas, los policías lo continuaron lesionando y golpeando”. El joven salió libre tras una audiencia inicial y la madre lo encontró “que vomitaba sangre”, añadió. “Este es un caso emblemático de hechos de tortura que están ocurriendo en el país”, dijo Flores.

La investigadora Natalia Ponce, del Observatorio de Derechos Humanos, señaló que “entre el 27 de marzo y el 4 de julio pasado se identifica a 63 supuestas víctimas de tratos crueles, inhumanos y degradantes”.