Moreno, en el umbral de la F-1

  Actualidad

Moreno, en el umbral de la F-1

El penúltimo peldaño. El joven piloto, de 21 años, se aproxima a su sueño: ser el primer ecuatoriano en competir en la Fórmula Uno, la máxima categoría del automovilismo mundial.

Julio Moreno tuvo una destacada participación en la Fórmula Tres y  ha sido invitado a probar en la antesala de la máxima categoría

El penúltimo peldaño. El joven piloto, de 21 años, se aproxima a su sueño: ser el primer ecuatoriano en competir en la Fórmula Uno, la máxima categoría del automovilismo mundial.

Luego de una destacada campaña en el campeonato de Fórmula Tres de Europa 2016, Julio Moreno ha sido invitado a probar en la GP2, que es la antesala para la F-1. Lo hará con su actual escudería, la española Campos Racing, el próximo mes, en Valencia, España.

Además, tiene propuestas de las tres mejores escuderías de la F-3 para continuar su carrera deportiva.

En esta cilindrada los bólidos pueden alcanzar los 279 kilómetros por hora.

“A pesar de que tuve muchos inconvenientes mecánicos con el auto, mi segunda experiencia en la Fórmula Tres fue bastante positiva porque, casi siempre, estuve peleando en los cinco primeros lugares”, contó ayer Moreno a EXPRESO.

“La gente de mi actual equipo no solo evalúa el resultado final, sino el desempeño durante las 16 carreras. En ese aspecto se quedaron, totalmente, satisfechos con mi rendimiento”, explicó el quiteño.

Según él, ha mejorado la técnica de conducción y ser agresivo en carrera. “Además, he aprendido mucho a conocer al auto y transferir sus problemas a los ingenieros”, añadió.

Todavía no tiene claro su futuro en 2017. Él quiere quedarse una temporada más en la Fórmula Tres para subir al podio. “Mi primera experiencia fue de aprendizaje y la segunda para competir, pero ahora veo que tengo condiciones para ganar. Sin embargo, todo dependerá del auspicio, dijo.

Aseguró que se necesita, por lo menos, de medio millón de dólares por temporada. Moreno se queda en silencio en un momento. Respira profundo y luego de unos segundos retoma el diálogo. “Creo que en 2018 estaré listo y preparado para dar el gran salto a la Fórmula Uno”, manifestó con optimismo.

Él hizo una invitación a las autoridades para que se unan a su proyecto. “Que sea un proyecto del país y que Ecuador se atreva a soñar en grande como lo hacen Colombia, Venezuela, Brasil, México que tienen grandes deportistas de talla mundial en diferentes deportes”, recalcó.

El destacado piloto cree que en el país es imposible hacer automovilismo profesional por falta de apoyo. Recordó que toda la colaboración que ha tenido, durante su carrera deportiva, ha sido familiar y de la empresa privada.

Él inició su carrera europea en la Fórmula Ford Británica, en la que compitió hasta 2013. Luego pasó a la Fórmula Renault 2.0 y desde abril de 2015 corre en la Fórmula Tres.