Inteligencia militar permitio captura de miembro que transportaba municiones

  Actualidad

Inteligencia militar permitio captura de miembro que transportaba municiones

Al no poder justificar la procedencia de las municiones calibre 12 para escopeta, el sospechoso fue detenido y llevado al Centro de Detención Provisional (CDP) de Latacunga.

Con esa información previa se armó un operativo que permitió la detención de Cristian Caiza mientras se desplazaba el lunes cerca de las 19:00 horas por Latacunga, Cotopaxi.

El Ejército ecuatoriano confirmó este miércoles que la información que permitió detener a uno de sus miembros transportando 1.000 municiones provino de Inteligencia de la institución.

Javier Pérez, comandante del Ejército, señaló que las tareas de inteligencia permitieron detectar la situación inusual que involucraba a Cristian Caiza y notificar a la Fiscalía y a la Policía para las investigaciones pertinentes.

Con esa información previa se armó un operativo que permitió la detención de Caiza mientras se desplazaba el lunes cerca de las 19:00 horas por Latacunga, Cotopaxi. La acción estuvo a cargo de militares de la Brigada Patria, agentes de la Policía Judicial y de la Fiscalía.

Al no poder justificar la procedencia de las municiones calibre 12 para escopeta, el sospechoso fue detenido y llevado al Centro de Detención Provisional (CDP) de Latacunga.

Luego de la audiencia de formulación de cargos por transporte de municiones recibió medidas sustitutivas. Debe presentarse el 22 y 27 de marzo en la Fiscalía. Su juzgamiento será el próximo 29 de marzo mediante procedimiento directo.

El comandante de la Brigada Patria, Ronier Ramírez, confirmó que el uniformado pertenece a la institución militar pero que al momento de su aprehensión cumplía actividades fuera de servicio. Ratificó que su detención se produjo por no presentar la documentación de la dotación ni su origen o destino.

Informó que inmediatamente de conocido el hecho en los rastrillos militares del país se hizo una verificación y se constató que no existen faltantes. Ramírez advirtió que Inteligencia continuará cumpliendo las acciones de control para identificar a los malos elementos que con su conducta afectan la imagen de la institución.

Anunció que al uniformado se le aplicarán las acciones disciplinarias y administrativas contempladas en las leyes y reglamentos militares.

Aclaró que la munición incautada al uniformada es comercial y no es exclusivamente de uso militar.