Identifique al causante de sus manchas faciales

  Actualidad

Identifique al causante de sus manchas faciales

Hay remedios caseros que lejos de ayudarnos, pueden acentuar el problema. Identifique el origen de su mancha

Identifique al causante de sus manchas faciales

El sol nos quema cada vez con más fuerza y es en gran parte el responsable de esas antiestéticas manchas que comienzan a aparecer en nuestro rostro. Las acentúa, las multiplica y a veces, cuando hemos logrado eliminarlas, las hace reaparecer. Pero no solo sus rayos pueden dejar esas marcas, hay otros factores que a veces desconocemos o a los que no les prestamos mucha atención.

Una manera de que este no se convierta en un problema difícil de tratar es estando atentos a los primeros cambios en nuestra piel. “Para que la mancha desaparezca se va a necesitar del doble del tiempo que se ha convivido con esta”, advierte la dermatóloga Miriam Pita. Por eso, dice, es importante no retrasar la visita al especialista.

Hay ocasiones en que estas aparecen como una señal de que algo está ocurriendo dentro de nuestro organismo, pero otras veces se trata solo de un problema estético que no causa afectaciones a la salud, pero que sí llega a generar problemas en la autoestima y, en quienes tienen predisposición a la depresión, acentúa su trastorno.

El dermatólogo José Ollague Sierra explica que los melasmas son manchas hiperpigmentadas, que se presentan de manera predominante en los pómulos y en la frente.

¿Qué hacer para deshacernos de ellas? En los tratamientos se utilizan una serie de sustancias que ayudan a disminuir el pigmento formado en la piel. “Una parte crucial es la protección solar y el uso de bloqueadores solares con pantallas de forma intensa, aplicándola cada dos horas en la cara y usando algún tipo de protección extra, ya sean gafas o sombreros”, indica. Eso es clave, porque aunque se haya alcanzado el efecto deseado con las cremas despigmentantes, siempre se puede volver a repigmentar si se abusa nuevamente del sol sin protección, dice.

Los especialistas piden tener cuidado con los remedios caseros. Citan un ejemplo: el limón. Hay quienes se lo aplican con la seguridad de que este eliminará esas marcas de color oscuro, pero el resultado puede ser contrario al esperado y hacer que esta se vuelva más grande o más oscura. ¿Y el láser? Hay manchas que podrían empeorar por el calor generado.

Por eso, cuando aparece una marca hay que acudir al dermatólogo para determinar cuál es su origen, el tratamiento a seguir y los cuidados posteriores. EXPRESO le muestra cuáles son esos factores que están haciendo que aparezcan y que nos están dando un aspecto muy poco estético a nuestro rostro.

EL SOL

Decimos que cada día el sol quema más y con el tiempo, cuando no usamos protección, vamos sintiendo los efectos. La piel tiene memoria y en algún momento muestra los efectos de esa exposición continua a los rayos solares con la presencia de manchas redondeadas de color marrón. Son más usuales en las personas de piel blanca.

EL ACNÉ

Las personas con acné corren el riesgo de quedarse con marcas rojas o marrones en el rostro. Esto se debe a que cuando el tejido de la piel está dañado debido a la aparición de estos granitos, se puede acumular una cantidad excesiva de melanina en una zona y eso genera que aunque ya no haya inflamación, quede la marca.

LA EDAD

Hay manchas que aparecen cerca de los 50 años, aunque también pueden presentarse en personas más jóvenes, en zonas que han estado frecuentemente expuestas al sol, como el rostro, el escote, las manos, los brazos y los hombros. Son de color marrón claro a negro y se las conoce como lentigo senil o lentigo solar.

ENFERMEDADES

No solo hay factores externos que generan que la piel luzca con un tono irregular. La causa podría estar también al interior del organismo. Eso puede ocurrir por algún déficit de hierro, de calcio o de vitamina A, E y B. Ciertas enfermedades que afectan al hígado, a los intestinos y a las glándulas suprarrenales también las producen.

LAS HORMONAS

Son oscuras, marrones o grisáceas y aparecen durante el embarazo, ya sea en las mejillas, en la frente, en la nariz y en el labio superior, y de forma menos habitual, alrededor de los ojos. Las padecen también quienes toman pastillas anticonceptivas o las mujeres que siguen un tratamiento con hormonas para aliviar los síntomas de la menopausia.

LOS MEDICAMENTOS

Hay ciertos fármacos, unos de uso tópico y otros que se ingieren, a los que se los conoce como fotosensibilizantes, es decir que al utilizarlos y luego entrar en contacto con el sol, pueden generar una reacción. Se debe leer los prospectos, pues la lista de medicamentos es larga, hay antiinflamatorios, antibióticos y antidepresivos.