Ecuador avanza a la fiesta grande

  Actualidad

Ecuador avanza a la fiesta grande

La tricolor sub-20 superó a Perú y aseguró un lugar en la liguilla final del Sudamericano. Descansará en la última fecha del grupo B.

Alegría. Gustavo Vallecilla (6) y Jhon Espinoza (derecha) rezaron después del partido, en agradecimiento por la clasificación a la parte final del Campeonato Sudamericano. Los demás compañeros también festejaron a su manera.

Ecuador cumplió con el primer objetivo. Con la victoria sobre Perú, ayer, clasificó a la parte final del Campeonato Sudamericano Sub-20, que se juega en Chile.

Aunque al grupo B le falta todavía una fecha, que se jugará mañana, el conjunto dirigido por el argentino Jorge Célico se aseguró un lugar en las finales al sumar nueve puntos.

Su calendario acabó, pero sin importar los demás resultados terminará entre los tres primeros de su llave.

Ayer, la Tricolor volvió a mostrar sus dos caras. La más aplaudida es la ofensiva. Fue capaz, nuevamente, de marcar tres goles. Inclusive, ahora ostenta como máximos artilleros del torneo a Jordan Rezabala y Alexander Alvarado, cada uno con tres tantos.

Rezabala abrió el marcador con un tiro a ras de piso desde fuera del área, tomando un rebote; mientras, Alvarado concluyó una gran jugada colectiva, cerrando un pase de Leonardo Campana.

Y Campana anotó el tercero a la salida de un tiro de esquina. Este tanto tuvo una dosis de polémica porque los peruanos reclamaron que el balón no ingresó en su totalidad.

Gonzalo Plata también destacó en el ataque, con un remate que estrelló en el poste.

Y la otra cara tricolor fue la defensiva. La que más le cuesta asentar y que en los partidos anteriores le causó varios dolores de cabeza. A pesar de que en los papeles tiene una defensa con experiencia, a sus integrantes les cuesta coordinar los cierres y permiten que los rivales lleguen en varias ocasiones a la zona de finalización.

Estos yerros no se dieron solamente con los cuatro del fondo. Los volantes no llegaron a cerrar las líneas y por eso en algunas oportunidades Perú estuvo cerca de anotar.

El marcador se inclinó, en parte, porque el golero Wellington Ramírez estuvo atento para cerrar los remates contrarios, también, porque los peruanos fallaron en la finalización. Inclusive, Jairo Concha desperdició un penal que les pudo servir para el empate.

En líneas generales Ecuador está cumpliendo con sus objetivos, aunque por el rendimiento deja la sensación de que todavía le falta para llegar al máximo. Talento no le falta, pero sí necesita coordinar mejor sus retrocesos.

La ventaja, por ahora, es que tendrá tiempo para descansar y para corregir esos errores. Ya en la liguilla irá por todos los premios: uno de los cupos para el Mundial de Polonia y el pase a los Juegos Panamericanos.

html