Jefa del gabinete peruano rechaza dictamen que sube presupuesto de 2023

  Economía

Jefa del gabinete peruano rechaza dictamen que sube presupuesto de 2023

El Congreso presentó un proyecto de ley del presupuesto en el que incluye 300 millones de dólares, no previstos por el Ministerio de Economía

Castillo nombra como j (9418636)
El presidente de Perú, Pedro Castillo, junto a la presidenta de los ministros, Betssy Chávez.EFE

La presidenta del Consejo de Ministros de Perú, Betssy Chávez, rechazó el dictamen de proyecto de presupuesto del Congreso que incrementa el monto planteado por el Ejecutivo para el 2023, al asegurar que el Gobierno propone una "revolución social en el marco de la sostenibilidad fiscal".

OEA (1)

Los gremios peruanos expresan a la OEA su preocupación por la crisis política

Leer más

La jefa del gabinete acudió por primera vez al Parlamento desde su juramentación del cargo y precisó que el Gobierno de Pedro Castillo tiene planeado destinar los recursos a políticas educativas, de salud, seguridad ciudadana, la reducción de la violencia contra la mujer, el acceso al agua y saneamiento, así como el combate a la pobreza.

"Esta revolución social en el marco de la sostenibilidad fiscal, solo es posible si la acompañamos del manejo fiscal equilibrado", anotó Chávez.

El presupuesto público del 2023 planteado por el Ejecutivo asciende a 214.000 millones de soles (55.500 millones de dólares), con un incremento de 9 % respecto al del 2022, pero el Congreso ha presentado un dictamen de proyecto de ley del presupuesto en el que incluye 1.164 millones de soles (300 millones de dólares) no previstos por el Ministerio de Economía.

En ese sentido, la primera ministra dijo que la atención a las demandas adicionales, con cargo al fondo de la reserva de contingencia, "significaría afectar los diversos gastos en reserva".

Entre los gastos que podrían resultar afectados figura el pago de remuneraciones del personal médico y sanitario que se contrató por la emergencia sanitaria del covid-19 y que serán asimilados en los servicios regulares de salud, indicó Chávez.

Asimismo, indicó que "afecta el cumplimiento de los gastos autorizados" en diversos sectores.

Explicó que el presupuesto público del próximo año destina un 19,5 % a educación, más de 41.000 millones de soles (10.600 millones de dólares), para financiar 27 intervenciones pedagógicas, mejoras de remuneraciones para docentes e infraestructura de universidades públicas.

Igualmente, el 11 % del presupuesto estará dirigido a salud, lo que representa un incremento de 7 % respecto al 2022, para financiar la ley para atención del cáncer, el aseguramiento universal en salud y salarios de personal sanitario.

En las mejoras del acceso a los servicios de justicia se destinará más de 7.500 millones de soles (1.900 millones de dólares), un alza de 3 % respecto al 2022, en seguridad ciudadana más de 5.000 millones de soles (1.200 millones de dólares) y para la reducción de la violencia a la mujer unos 259 millones de soles (67 millones de dólares) para la atención de unos 170.000 casos.

Sobre el combate a la pobreza, el Ejecutivo ha destinado 7.806 millones de soles (2.000 millones de dólares) para financiar el programa de alimentación escolar Qali Warma, las pensiones para adultos mayores en pobreza extrema y el apoyo directo a 700.000 hogares pobres.

Previa a la exposición de Chávez, el presidente de la Comisión de Presupuesto, José Luna, dijo que "no es cierto" que la reserva de contingencia esté "totalmente comprometida" y que haya un "desequilibrio presupuestal", como sostiene el ministerio de Economía y Finanzas, al sustentar el dictamen presentado por su grupo de trabajo.