Ecuador endurece su postura e insta a los dos grupos de bonistas a aceptar su propuesta de renegociación de la deuda

  Economía

Ecuador endurece su postura e insta a los dos grupos de bonistas a aceptar su propuesta de renegociación de la deuda

Según el Gobierno ecuatoriano, el planteamiento de los acreedores requiere de un enorme esfuerzo de Ecuador en los próximos años

Richard Martínez, ministro de Finanzas.
El ministro de Finanzas, Richard Martínez, informó sobre la propuesta a los tenedores de bonos el pasado 6 de julio de 2020.  Archivo

Ecuador no da el brazo a torcer sobre su propuesta para renegociar la deuda, que fue presentada oficialmente al mercado internacional. Este 22 de junio de 2020, el Ministerio de Economía y Finanzas respondió a los dos grupos de tenedores de bonos que rechazaron el planteamiento de Ecuador. 

UBS renegociación de la deuda

Dos grupos de tenedores de bonos rechazan la propuesta del Gobierno ecuatoriano para reestructurar la deuda

Leer más

Los dos grupos que desecharon la propuesta del Gobierno son el Comité Directivo compuesto por Amundi (UK) Limited, Contrarian Capital Management LLC, Grantham Mayo Van Otterloo & Co. y T Rowe Price Associates, Inc., asesorados por las firmas BroadSpan Capital y UBS junto con algunos tenedores del bono 2024 representado por Quinn Emanuel.

En un comunicado de prensa, el Gobierno ecuatoriano señala que la propuesta recibida del grupo asesorado por BroadSpan Capital y UBS fue revisada en detalle por el equipo económico de Ecuador. 

Según el MEF, el planteamiento requiere un enorme sacrificio por parte del pueblo ecuatoriano. A pesar de que la propuesta de "dinero nuevo" parece atractiva, tiene un costo muy alto. Primero, la tasa de interés del 9.5 % es significativamente más alta que la tasa de cupón máxima del 6.9 % contemplada en los términos de la solicitud de consentimiento. En segundo lugar, y lo que es más importante, dice Finanzas, se ofrece el posible "nuevo dinero" de $ 500 a  $ 600 millones a cambio de un aumento en los pagos del servicio de la deuda de  $ 1.500 millones durante el período 2022-2025, en comparación con los términos ya acordados. 

El Gobierno ecuatoriano argumenta que este servicio de deuda anual adicional en los años mencionados representaría casi la mitad de los programas anuales de asistencia social (transferencia de efectivo) de Ecuador que brindan alivio a los segmentos más pobres y vulnerables de la población en el momento en que más lo necesitan. 

Richard Martínez y Roldán

El Gobierno presenta su propuesta formal a los bonistas con el 53 % de respaldo para reestructurar la deuda

Leer más

La cartera de Estado señala que Ecuador se suscribe plenamente para cumplir los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), pero hacerlo va más allá de aceptar dinero nuevo y costoso a corto plazo.

"En resumen, la propuesta del Comité Directivo es, en términos netos, demasiado onerosa para el país y erosionaría drásticamente nuestros esfuerzos para restablecer la sostenibilidad de la deuda, socavando así la calidad de los bonos ecuatorianos en manos de los inversores. Es una propuesta de perder-perder", dice Finanzas. 

Se espera que la recuperación de esta crisis económica tome años, mucho más allá de esta administración, dice el MEF. La carga adicional del servicio de la deuda propuesta por el Comité Directivo se produce en los años en que Ecuador necesitará todos sus recursos para reactivar la economía, fortalecer la red de seguridad social para los más afectados por la crisis y permitir que el país tome medidas económicas y políticas. 

Finanzas señala que el tamaño del Grupo Ad Hoc, que ha aceptado la propuesta de Ecuador, ha aumentado del 45% en conjunto el 10 de julio a más del 53%, con más del 50% en casi todas las series individuales de bonos antes del 20 de julio. Además, dice el comunicado, Ecuador también ha reunido apoyo informal más allá del Grupo Ad Hoc que, según la información disponible, ha alcanzado cerca del 60% de aceptación de la solicitud de consentimiento de Ecuador no muy lejos del umbral de votación (66 % en el caso de todos los bonos, excepto el 2024, para el cual se requiere el 75 % de apoyo). 

Otro de los puntos que resaltó el Gobierno fue el apoyo de los organismos multilaterales. Durante esta mañana, el Bando Mundial y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) publicaron mensajes de apoyo a la reestructuración de la deuda que ha emprendido el  Gobierno ecuatoriano