El diseno atraso el hospital del Guasmo

  Actualidad

El diseno atraso el hospital del Guasmo

Recorrido. El primer mandatario caminó por los pasillos de la casa de salud en construcción. Lo acompañaron autoridades e ingenieros de la obra.

La obra avanza, pero con atrasos. El presidente Rafael Correa recorrió ayer la construcción del hospital del Guasmo Sur de Guayaquil, también conocido como Zofragua, que de acuerdo con estimaciones del Ministerio de Salud estaba previsto que culmine en agosto de 2014.

La falta de un diseño definitivo de la obra, según precisó el jefe de Estado, provocó “problemas” que fueron corregidos. “El avance de la obra es bastante. Me he quedado sorprendido. Creía que estaba más retrasada. Como ustedes saben, hemos tenido problemas. No hay muchos retrasos”, comentó el presidente luego de culminar la inspección, que duró cerca de una hora y media.

Correa espera que en el mes de julio del presente año o antes esté acabada la infraestructura. Tres o cuatro meses adicionales tomará el equipamiento y las pruebas, por lo que estima inaugurar la casa de salud en el mes de octubre.

El hospital Zofragua está ubicado en la calle Cacique Tomalá, antes de llegar al puerto marítimo. La inversión de la obra bordea los 130 millones de dólares, dijo el presidente. Tendrá 483 camas y beneficiará a cerca de 200 mil habitantes de la parroquia Ximena. Brindará los servicios de consulta externa, cuidados intensivos, laboratorio clínico y de anatomía patológica, tomografía, ecosonografía, resonancia magnética, entre otros.

La obra está a cargo de la constructora china CAMC Engineering que, según informes de la Contraloría General del Estado, subcontrató a otras empresas para la construcción de este hospital y el de Monte Sinaí. Sobre esto el mandatario comentó: “Cuando tiene contrataciones grandes siempre hay alguien que viene a examinar y encontrará algo. De ahí a que haya sobreprecio, corrupción y el marco que trata de proponer cierta prensa no existe”.

La Contraloría observó que la empresa no solicitó permiso al Instituto de Contratación de Obras para los subcontratos, lo que viola la Ley del Sistema Nacional de Compras Públicas.