Actualidad

Destrozado por un vehiculo

El robo de un vehículo policial. Ese habría sido el móvil de la desaparición y posterior asesinato del teniente Wilmer Washington Goyes Herrera, cuyos restos fueron encontrados -el pasado viernes- en un tramo de la vía Perimetral de Guayaquil, a la alt

Hallazgo. Los restos del teniente Goyes fueron hallados dentro de fundas plásticas, la mañana del viernes.

El robo de un vehículo policial. Ese habría sido el móvil de la desaparición y posterior asesinato del teniente Wilmer Washington Goyes Herrera, cuyos restos fueron encontrados -el pasado viernes- en un tramo de la vía Perimetral de Guayaquil, a la altura de la estación de combustibles Tres Bocas.

En un hecho sin precedentes para la institución policial, particularmente del Comando Guayas, el oficial de 30 años de edad fue hallado descuartizado a nueve días de permanecer desaparecido.

Según el fiscal Fabricio Neira, quien inició un proceso penal en contra de dos presuntos involucrados en el hecho, el cuerpo de Goyes fue encontrado desmembrado, envuelto y embalado en tres fundas plásticas, a la altura del segundo puente de la Perimetral.

La detención de una persona en el cantón Pedernales, Manabí, condujo a los investigadores no solo a ubicar el cadáver del agente de la Dinased Subzona 5 Guayas, sino el Kia Sportage gris por el que supuestamente fue secuestrado y asesinado violentamente -al parecer- el mismo día de su desaparición (28 de septiembre de 2016).

Esta persona -señala la Fiscalía- habría indicado su participación en “el robo, secuestro y muerte del oficial de Policía” en la fecha de su desaparición, además confirmó donde fueron arrojados sus restos, una vez cometido el delito.

Fueron esos datos los que llevaron a medio centenar de agentes de la Dirección Nacional de Delitos contra la Vida, Muertes Violentas, Desapariciones, Extorsión y Secuestros (Dinased) a realizar un barrido por un tramo de la Perimetral, entre el manglar y basura.

“No merecía esa muerte espantosa, era un oficial pulcro, muy bien preparado, con una excelente formación y una carrera brillante por delante”, comentó Gustavo Rivadeneira, dirigente barrial del distrito 3 de Guayaquil, quien dice haber tenido una amistad con el oficial.

Víctor Aráuz, director nacional de la Dinased, descartó que el hecho tenga que ver con la investigación que Goyes realizaba por la muerte del exagente de la PJ Guayas, Sergio Gaibor, quien fue procesado dentro del caso ‘González y otros’.

Y así lo corroboró el fiscal Neira, en la audiencia de formulación de cargos que se desarrolló la tarde de ayer, en contra de dos sujetos, por el presunto delito de asesinato con agravantes.

Según el Ministerio del Interior, Goyes fue visto por última vez en un gimnasio ubicado en el cantón Daule, desde donde inició el rastreo apoyados de medios tecnológicos y métodos de recolección de información que permitieron la captura del primer sospechoso en Pedernales, Manabí. Otros dos fueron capturados tras operativos ejecutados en diferentes sectores de Guayaquil, donde además se recuperó el carro y se ubicó la casa donde se habría cometido el crimen.

Los restos del agente fueron retirados -ayer- por sus familiares, para sepultarlo en Quito.