Al Bicentenario le falta visualizar la ciudad del futuro

  Actualidad

Al Bicentenario le falta visualizar la ciudad del futuro

Habrá obras y eventos por los 200 años de independencia. Gremios piden que Guayaquil defina y planifique cómo será en 10 o 20 años.

Presentación. Una pantalla gigante marca el conteo hacia el Bicentenario.

Queda ya menos de un año para que Guayaquil cumpla 200 de ser independiente. La fecha no solo constituye un aniversario trascendental, sino que es vista como un momento histórico oportuno para que la ciudad defina y planifique su futuro. Pero, por ahora, esas definiciones no constan en la agenda oficial.

La receta municipal para la conmemoración del Bicentenario de la gesta octubrina, presentada oficialmente el pasado viernes 21 de noviembre, se resumió en obras y programas sobre inclusión, ciudad verde, movilidad, emprendimiento e innovación. Algunos ya están en funcionamiento (electrolinera, buses eléctricos, la Empresa de la Gestión de la Innovación y Competitividad Epico); y otros aún no tienen una ordenanza que los cree y regule, como por ejemplo el de la Bicicleta Pública.

La alcaldesa Cynthia Viteri resaltó, como es usual en sus enlaces radiales semanales, los programas sociales en salud, como las cirugías gratuitas; la implementación de puntos wifi en la ciudad; y la creación de dos direcciones municipales: de la Mujer y de Inclusión.

Pero la planificación a futuro no fue parte de su discurso oficial. Luego, al ser consultada al respecto por este Diario, anunció la elaboración de un “máster plan”. “Eso es un estudio completo para ver cómo estamos y hacia dónde vamos a crecer”, mencionó sin dar detalles. Lo que especificó fue que la urbe celebrará con circos internacionales y obras alusivas al Bicentenario.

▶ Leer también: Inició oficialmente el conteo hacia el Bicentenario de Guayaquil

A la experta en planificación urbana Ana Solano de la Sala no le parece lógico que el Municipio anuncie obras sin antes haber tomado el pulso urbano a la ciudad. “Hay varios grupos que están trabajando en temas de planificación. Lo más oportuno sería que el Municipio recoja las opiniones y propuestas de los diferentes frentes sociales; que sea participativo. Al momento, lo que se tiene son anuncios de obras que no están respondiendo a una planificación integral”, considera.

Según el listado de obras y servicios, enviado a este Diario por el equipo de comunicación del Comité del Bicentenario, liderado por el exalcalde Jaime Nebot, esa planificación tampoco es parte de las iniciativas para la conmemoración.

En la lista resaltan 19 obras y servicios, como Plaza Guayarte, la Aerovía, legalización de tierras, construcción del aeropuerto de Daular, Internet gratuito y sin cables, construcción de las terminales terrestres satélites en la vía a Daule y vía a la costa. Y a manera de homenaje, la construcción de un monumento en Malecón y avenida Olmedo, lugar donde se colocará la ‘Llama eterna’ (en proceso de estudios y ejecución).

Francisco Huerta, exalcalde y miembro del comité, asegura que han presentado proyectos de planificación, pero que la voluntad depende del Cabildo. “La mejor opción es mostrar a la ciudadanía un plan que proyecte hacia dónde va Guayaquil. Definir qué roles se asignará a la ciudad”.

Pero como menciona Solano de la Sala, iniciativas al respecto sí existen, de parte de gremios profesionales y académicos que reclaman la definición de una ruta para Guayaquil, a 20 o 30 años.

¿Qué proponen y por qué creen que es importante? Que Guayaquil defina, por ejemplo, qué tipo de ciudad quiere ser en el futuro próximo: turística, inteligente, ecológica, acentuar su carácter portuario, etc.; para sobre esa base establecer el camino a seguir. Que visualice cuáles son y serán sus grandes problemas y cómo los va a resolver. Que los guayaquileños definan cómo es la ciudad que quieren en una o dos décadas.

Por ello, desde hace más de un lustro, gremios de arquitectos e ingenieros civiles empezaron a reunirse con ese fin y formularon propuestas que en su momento fueron publicadas por Diario EXPRESO.

Esas citas se ampliaron a los decanos de facultades y, finalmente, a rectores universitarios. Pero no tuvieron la presencia del Municipio en las reuniones, ni sus recomendaciones fueron acogidas formalmente.

En respuesta, en julio de 2015, el alcalde Nebot constituyó un Comité del Bicentenario con 83 miembros. Entre ellos, algunos rectores y líderes gremiales que participaban en las citadas reuniones. En octubre del 2018, ese comité designó a su directorio y puso a la cabeza al propio Nebot.

Si bien allí fueron absorbidos algunos de los impulsores de que se elabore un plan de ruta de la ciudad, hay otros grupos que insisten en ello.

Guayaquil Bicentenario, conformado por representantes gremiales y ciudadanos, trabaja en el ‘Proyecto integral, planificado, sustentado, sostenible y resiliente de Guayaquil frente al futuro’. Está próximo a entregarse, aunque con poco acercamiento con la autoridad, explica Luis Gómez, presidente de la Confederación Nacional de Barrios del Ecuador (Conbade).

“Desde que se creó este comité se ha venido buscando una relación con la autoridad, pero lamentablemente ha sido limitada. Tampoco tenemos el conocimiento cabal de cuál es el plan de desarrollo urbano de la ciudad, no lo conocemos”, lamenta.

El exfuncionario municipal y experto en planificación, Felipe Huerta, recuerda que en los 90 se hizo una planificación de la ciudad que funcionó por algunos años, pero que requiere actualizarse. “Ahora se tendrá que analizar en ese máster plan también los riesgos (...) Una ciudad no se hace con bingos ni con parches, sino con planificación. Lo único que se ha hecho son proyectos sueltos”, manifiesta.

En 1820, la independencia de Guayaquil impulsó la de otras ciudades, que en 2020 también celebrarán sus bicentenarios. En las notas adjuntas, una breve mirada a lo que están haciendo Cuenca y Portoviejo.

Portoviejo

La participación y la regeneración, en la ruta

Desde el cabildo portovejense se proyectan tres grandes obras por el Bicentenario, enfocadas en los ámbitos icónico, urbanístico y arquitectónico.

Luchino Iturralde, subdirector de Infraestructura Pública, explicó que se construirá un obelisco de 36 metros de altura, que contará con dos esculturas de 26 metros que representarán la raza mestiza. En la parte baja de esta obra se contará toda la historia a través de gráficos con estructuras de alto relieve en cerámica, indicó.

En el plano del ordenamiento urbano y ornato, se plantea ejecutar trabajos en la avenida Metropolitana, que sirve de ingreso desde la zona sur de la provincia y constituye una de las arterias más importantes de la ciudad.

La agenda de trabajos en 1.800 metros de esa área incluye soterramiento, iluminación escénica, mobiliario urbano, centros de innovación y otras intervenciones.

Esta regeneración iniciará en el puente Bellavista y culminará en el redondel El Ángel, precisó.

El tercer proyecto será de infraestructura urbana, “basado en un eje transversal de Portoviejo”, que permitirá la conectividad entre dos puntos atravesados por ríos. Para el análisis y desarrollo de estas obras, previamente se ha conformado un ente denominado Corporación para el Desarrollo de Portoviejo, presidida por Carlos Vásquez, exalcalde del cantón.

El grupo se conforma por comisiones que se reúnen cada 15 días y a las que pertenecen profesionales, actores culturales, deportivos, cámaras de comercio, construcción y la ciudadanía en general.

Jorge Castro, director del Departamento de Comunicación del Municipio de Portoviejo, añade que habrá también una campaña con dos enfoques: uno provincial y otro nacional. AG

Cuenca

Tres obras en la agenda del comité encargado de la fiesta

Convertir el Cementerio Patrimonial de Cuenca en Museo Patrimonial al Aire Libre es una de las obras emblemáticas con miras a la conmemoración de los 200 años de independencia de la capital azuaya. Así lo explicó el concejal Andrés Ugalde, presidente del Comité Ejecutivo del Bicentenario.

La Municipalidad, además, busca terrenos donde implementar un nuevo camposanto que reemplace al que se trasformaría en museo, que hoy ya presenta avances en la obra y cuya inauguración está prevista para finales de 2020, contó René Tello, jefe administrativo del cementerio.

El proyecto contempla la colocación de códigos QR en las tumbas de los hombres ilustres y los árboles más antiguos que adornan el camposanto. Mediante estos códigos, los visitantes podrán acceder a través de sus celulares a la información, datos y obras del personaje, señaló Tello.

La construcción de un nuevo puente sobre el río Tomebamba, que uniría a la Cuenca antigua con la Cuenca moderna, en la zona oeste y cerca de uno de los primeros barrios de la ciudad, es otra de las obras que contempla el proyecto. Se bautizaría como ‘Puente Bicentenario’, agregó Ugalde.

Una tercera acción será la recuperación y unificación de la historia de Cuenca, que será expuesta en un museo en el casco histórico de la urbe, en el local antiguo de la escuela San José de la Salle.

Son tres obras de 200 proyectos. Para concretar los trabajos, se ha pedido al Gobierno central su apoyo con 46 millones de dólares. No se especificó el costo total de las obras y actividades. JM

Para saber

La fecha

El 3 de noviembre de 1820, Cuenca logró su independencia, casi un mes después que Guayaquil.

Riqueza

El aspecto patrimonial es una de las características más emblemáticas de esta urbe.