Una balacera deja dos muertos en Cuenca

  Actualidad

Una balacera deja dos muertos en Cuenca

Se estacionaron en el exterior de un minimarket para comprar, pero cuando se disponían a ingresar al local, un hombre que llegó en una motocicleta los interceptó y le disparó por varias ocasiones a Jorge Enrique Quinceno Flores, de 34 años.

Escena. Agentes de Criminalística cercaron el parqueadero del minimarket donde se produjo la balacera.

Se estacionaron en el exterior de un minimarket para comprar, pero cuando se disponían a ingresar al local, un hombre que llegó en una motocicleta los interceptó y le disparó por varias ocasiones a Jorge Enrique Quinceno Flores, de 34 años.

De inmediato, la mujer que acompañaba a Quinceno empezó a correr e ingresó a un edificio de departamentos que está junto al local comercial para pedir ayuda. Subió hasta el último piso y entró a la vivienda de dos mujeres que decidieron auxiliarla. El sujeto realizó varios disparos a la puerta del lugar, pero cuando se dio cuenta que la señora no iba a salir, aparentemente se suicidó.

Según las primeras investigaciones, el hombre que propinó los disparos sería la expareja de la mujer y su objetivo era terminar con la vida de ambos. El hombre fue identificado como Pablo Andrés Sandoval Londoño de 32 años y de nacionalidad colombiana.

El hecho se suscitó cerca de las 15:00 del sábado, en la vía Medio Ejido - San Joaquín, en el sector Palacio del Cuy, al oeste de Cuenca.

Adrián Rojas, fiscal provincial de Azuay, explicó que la víctima habría recibido al menos tres disparos. Uno de ellos en el lado izquierdo del tórax. “Fue trasladado a una clínica, pero lamentablemente falleció luego de una hora”, precisó.

Los agentes de la Dinased de la Zona 6 y de Criminalística arribaron al sitio y luego de allanar el edificio encontraron en un pasillo el cuerpo de Sandoval. Además, en los exteriores del minimarket recogieron varios indicios balísticos. La moto del supuesto agresor también quedó retenida. JM - CBS

Fue sepultada junto a su padre

Los restos de Mercy Mendoza, la mujer de 26 años que falleció la mañana del viernes luego de que recibiera 16 puñaladas mientras dormía, fueron sepultados ayer junto a la tumba de su padre, en el cementerio general de Puerto López. La policía aún continúa con las investigaciones de este hecho que señala a su conviviente, Cristian Humanante Ortiz, de 38 años, como el principal sospechoso y a quien le arrebataron el arma homicida cuando la tenía en sus manos, pues intentó quitarse la vida. El sujeto recibió prisión preventiva por 60 días y se encuentra en una de las celdas de la cárcel de Jipijapa.

El padre de Mendoza falleció hace dos meses a causa de una enfermedad. HLV