Arquitectura y politica

  Actualidad

Arquitectura y politica

Dos de los más connotados arquitectos que existen actualmente en el mundo han puesto nuevamente sobre el tapete el debate sobre la labor y el compromiso de los arquitectos frente a los problemas de la sociedad.

El arquitecto holandés Rem Koolhaas, Premio Pritzker de Arquitectura del año 2000, ha tomado la decisión de pasar a la acción política para tratar de evitar que su país tome la decisión de salir de la Unión Europea, tal como recientemente lo decidió Gran Bretaña, algo que Koolhaas considera un error de graves consecuencias. Hay que tomar en cuenta también el alarmante incremento del apoyo a movimientos políticos de extrema derecha que se está dando en los Países Bajos y otros Estados europeos. Es decidora la frase de Koolhaas en ese sentido: “La arquitectura de Europa, la cohesión del continente, hoy es más importante que la propia arquitectura.”

No es extraña en nuestro país la participación activa en la vida política de arquitectos con importante trayectoria. Para citar, dos casos de estos profesionales que llegaron a la presidencia de la República: el primero, Emilio Estrada Carmona, presidente del país en el año 1911, destacado constructor, con obras tan importantes como el edificio del colegio San Vicente de la ciudad de Guayaquil, construido en 1899 y lamentablemente destruido un año más tarde en un incendio. El segundo, Sixto Durán Ballén, uno de los importantes referentes de la arquitectura moderna de Quito y presidente del Ecuador entre 1992 y 1996.

No todos consideran que el compromiso de un arquitecto con la sociedad se da necesariamente por su vinculación en la política activa, por ejemplo, para el chileno Alejandro Aravena, recientemente galardonado con el Pritzker, el desafío que tiene la arquitectura y su compromiso político se evidencian cuando un arquitecto es capaz de “...partir desde fuera de la arquitectura, en ese ámbito de problemas inespecíficos que le puedan importar a la sociedad y sintetizarlos en clave de propuesta arquitectónica específica, para que luego la propuesta sea devuelta a la sociedad y juzgada”.

colaboradores@granasa.com.ec