Con poder y sin poder

  Actualidad

Con poder y sin poder

Con certeza algunos no pasaron una muy feliz Navidad, pero espero y deseo que ustedes la hayan disfrutado como se debe.

Hoy les voy a dar ejemplos claros de cuán distinto puede actuar un individuo cuando tiene y mal utiliza el poder, versus cuando no lo tiene. Les advierto que cualquier semejanza con la realidad es pura coincidencia.

Con poder, todos hacen lo que ordeno, sin importarme lo que opinen. Sin poder, no me hacen caso, sin importar lo que yo opine. Con poder, me seguían multitudinariamente. Sin poder, nadie me determina, causo rechazo y hasta me ignoran.

Con poder, decía que la prensa era corrupta. Sin poder, los corruptos comienzan a salir en la prensa. Con poder, volaba en avión privado a costillas de mi país. Sin poder, volé en avión privado a costillas de mi Alianza PAIS. Con poder, daba contratos a dedo. Sin poder, los contratos me hacen dedo. Con poder, despilfarraba la plata ajena. Sin poder, tratarán de hacerme devolver la plata ajena. Con poder, ganaba las elecciones. Sin poder, ni siquiera puedo participar en las elecciones. Con poder, no quiero a la CNN, pero me busca. Sin poder, quiero a la CNN, y ya no me busca. Con poder, OEA no, Unasur sí. Sin poder, OEA sí, Unasur no. Con poder, tenía contralor propio. Sin poder, ese contralor anda por los techos.

Con poder, JG era mi vicepresidente. Sin poder, JG está preso.

Con poder, perseguía políticamente por cualquier caso. Sin poder, cuando descubren casos de corrupción, me declaro perseguido político. Con poder, hago y deshago con mi partido. Sin poder, me tienen partido. Con poder, no me interesaba la independencia de poderes. Sin poder, denuncio la falta de independencia de poderes. Con poder, le metía la mano a la justicia. Sin poder, la justicia va a tratar de meterme la mano. Con poder, hipotequé el futuro de mi país, con sobreendeudamiento y preventas de petróleo. Sin poder, solo puedo hipotecar el ático. Con poder, no pude administrar responsablemente el país. Sin poder, tampoco. Con poder, soy Rafael. Sin poder, soy Vicente.