Editoriales

Una visita exitosa y prometedora

"Es grato destacar positivamente la reciente visita del presidente del Ecuador a los Estados Unidos de Norteamérica"

Retornó el presidente Lenín Moreno, y de seguro lo hará complacido de los resultados de su viaje a los Estados Unidos de Norteamérica. Al respecto hay una rara unanimidad: la visita fue exitosa y luce prometedora.

Luego de diecisiete años transcurridos desde la última ocasión en que un primer mandatario ecuatoriano se entrevistó en Washington con su homólogo estadounidense, pareciera que el tiempo perdido con quien fuera nuestro principal socio comercial ha empezado a ser rápidamente recuperado. Un cuerpo diplomático realista y eficiente organizó una agenda con temas claves para el futuro del Ecuador y esta, al parecer, se cumplió meticulosamente. 

Avanzamos en comercio exterior, se realizaron acuerdos orientados a tecnificar la lucha contra el tráfico de drogas, se conversó sobre la necesidad de firmar nuevos tratados para la extradición de procesados, se visitó a los organismos internacionales de crédito, se dialogó con potenciales inversionistas, con las autoridades de la OEA se trató sobre la situación política-económica de Venezuela, con los migrantes ecuatorianos y entre ellos con una diputada demócrata de origen guayaquileño a quien se condecoró, lo que dio lugar a estrechar vínculos con legisladores del partido demócrata. Sin duda, hay razones para la complacencia.