Columnas

Estrategia delincuencial china

'El virus chino es un “caballo de Troya” del PCCH para apoderarse del planeta'.

La pandemia china destruye la economía de occidente y de Ecuador. “El crecimiento en Asia (sin China) se reducirá 2,2 % este año, el peor desde 1998, cuando no superó el 1,7 % por la crisis financiera anterior”: Yasuyuki Sawada, del Banco Asiático de Desarrollo.

El petróleo ya no es la fuente del gasto público. Arabia Saudita, Rusia y OPEP caen el 50 % este año. Los efectos económicos de la estrategia delincuencial China eliminan un tercio de la demanda mundial. La caída de los precios tumba gobiernos que dependen del petróleo.

Para salvar la dolarización y evitar el hambre Ecuador debe hacer, inmediatamente: libre inversión, cero intereses, cierre definitivo de las aduanas. Vendrán miles de millones de dólares. Debe terminar la trampa de pagar impuestos para el fisco, obeso e improductivo.

Recibimos mendrugos del Partido Comunista Chino (PCCH). Con 1.400 millones de habitantes, no les importa asesinar 40 millones. Es un golpe a traición.

Los precios del crudo caen 50 %. La OPEP quiere un acuerdo que detenga el colapso del precio con el G-20, y atraer a EE. UU. y otros productores de energía. Hoy jueves podrían reunirse los productores de la OPEP.

Trump no quiere un acuerdo con la OPEP y sus aliados. Quizá una reunión de emergencia de los ministros de energía del G-20 para mañana viernes, que incluya Canadá y Brasil. El PCCH elimina un tercio de la demanda mundial. El precio del petróleo se derrumba. Ni la OPEP puede evitarlo. El mercado obligará a los productores a recortar la producción. Hay que reducir la producción en 10 %, la mayor de la historia (Trump).

Los futuros del Brent cayeron 2 % cotizando a $ 33 por barril.

El director del Fondo de Inversión de Rusia (Kirill Dmitriev), con Arabia Saudita recortarán la oferta de 35 a 10 millones de barriles por día. El WTI, referencial para Ecuador, está en $ 26. Los buques petroleros almacenan. Habrá escasez.

El virus chino es un “caballo de Troya” del PCCH para apoderarse del planeta. Sorprende a Occidente para implantar un nuevo “orden mundial”.