Música

Chayanne y un matrimonio casi secreto de más 30 años

El músico conoció a Marilisa Maronese en 1988. Se casaron en 1992. Varios momentos de su vida son capturados en redes sociales por sus hijos.

Chayanne y su esposa
Chayanne y Marilisa Maronese en una de las imágenes publicada por su hija, el pasado 14 de febrero de 2020.Instagram
diana sofia chiriboga

La ecuatoriana Diana Sofía Chiriboga conquistó a los jueces e ingresó a 'La Voz' Estados Unidos

Leer más

Como Chayanne ha vivido en constante exposición mediática debido a su destacada trayectoria musical, pero en lo que concierne a su vida personal, el intérprete de Un siglo sin ti  —cuyo nombre es Elmer Figueroa Arce— ha mantenido discreción; sobre todo, cuando se trata de su matrimonio de tres décadas.

Conoció a su esposa, Marilisa Maronese, en 1988. La venezolana, abogada de profesión y exparticipante de certámenes de belleza, decidió darle el "sí" al boricua en 1992. Cinco años después el cantante optó por oficializar su matrimonio ante los medios de comunicación.

Ver esta publicación en Instagram

It’s a tradition🎃 #halloween #dcandmarvel #figueroasquad

Una publicación compartida de Lorenzo Figueroa (@lo_figueroa) el

La pareja, que actualmente reside en Miami, Estados Unidos, tiene dos hijos: Isadora, de 18 años, y Lorenzo, de 22. Y es a través de ellos que se logra evidenciar varios pasajes de su intimidad.

Alejandro Fernández

Alejandro Fernández: más mexicano, más global

Leer más

La menor publicó el pasado 14 de febrero un antes y después de sus padres con motivo del Día de San Valentín. "30 años después. Por ellos sigo creyendo en el amor...", escribió en su cuenta de Instagram junto a las imágenes.

En el perfil de Isadora, el artista y su esposa aparecen en muchísimos momentos familiares: disfrazados, en la playa, en labores del hogar, evidenciando un matrimonio que aparenta ser sólido.

Sin embargo, Chayanne evitó autodenominarse como un ejemplo de matrimonio perfecto: prefirió hablar sobre la comunicación, algo que le ha resultado en tiempos complicados. 

"Dialogar es muy importante, y el respeto ante cualquier problema, y con ello me refiero a conversar. No es que uno no siga brincando, porque tenemos sangre en las venas, pero si es por una decisión en común que se vaya a tomar, entonces no vale hacer lo que digas tú o lo que digo yo, sino lo que es lo mejor en común, para los dos", comentó el artista.