La joven guayaquileña que abrió su tienda de productos ecuatorianos en Nueva Jersey

  Guayacos

La joven guayaquileña que abrió su tienda de productos ecuatorianos en Nueva Jersey

Guayacos: Lilibeth Samaniego tiene 24 años de edad y vio, en medio de la pandemia, la oportunidad ideal para tener su propio negocio y crear en Estados Unidos 'La Parada Ecuatoriana'

lili parada
Lilibeth en la inauguración de su tienda 'La Parada Ecuatoriana' en New Jersey.Cortesía

Guayacos es una sección en la que contamos historias de los habitantes de Guayaquil, vidas que alimentan y hacen más rica esta ciudad. Relatos que ayudan a conocer mejor la madera de la que están hechos.

Una pequeña bandera tricolor (amarilla, azul y rojo) flamea como parte de la fachada de un tienda situada en la avenida New York en Union City de Estados Unidos. El local se llama 'La Parada Ecuatoriana' y atrae diariamente a decenas de compatriotas que transitan por ahí y que no pasan por inadvertida esa imagen. Es que además, entrar en este local significa para ellos reencontrase con diversos productos que solo consumían en Ecuador y que los transporta, por unos momentos, a su tierra amazónica.

impanadas

El asesor empresarial que apostó por las empanadas de trigo 'made in home'

Leer más

“Los ecuatorianos se emocionan. Se reencuentran con su país. Aquí vendemos enlatados o empaquetados: morocho, colada morada, pastas, galletas de amor, atún, caramelos, encebollados en lata, chocolate ambateños, entre otros productos ecuatorianos; y estamos por recibir maní, queso y cangrejos”. Así lo cuenta, sonriente y orgullosa, Lilibeth Samaniego, su propietaria de 24 años de edad.

Ella, una guayaquileña que migró a Estados Unidos a sus 10 años de edad, de la mano sus padres, abrió esta tienda, su propio negocio, en enero pasado.

“Mi mamá trabajaba para una distribuidora de productos alimenticios que se llama Family Food y que expende estos productos. Fue de ahí que me surgió la idea de abrir una tienda de productos ecuatorianos”, narra a EXPRESO.

Pero lo que la motivó a emprender fue la ausencia de trabajo y el no tener una fuente de ingresos. Detalla que cuando inició la pandemia de la covid-19, a inicios del año 2020, se quedó sin empleo y el 'terror' a no encontrar uno nuevo, la empujó a perfeccionar la idea de tener un local propio.

wantanes siu hermanas

Wantán, la inspiración de dos hermanas para lanzar su negocio en Guayaquil

Leer más

“Primero le dije a mi mamá que abra una tienda, pero no se animó. Luego le dije al hermano de mi novio que lo haga, porque el quería abrir un negocio, pero tampoco quiso, y después de dar tantos consejos queriendo convencerlos de que ese negocio daría buenos resultados, terminé convenciéndome a mí misma de que la idea era buena. Y me pregunté ¿por qué no abro yo la tienda?”, recuerda con una suave risa.

Todo se concretó un día en que pasaba con su mamá por la calle New York, a 15 minutos del condado de Fairview, donde reside; y observó que había un local en renta, a un precio más bajo de lo habitual, como efecto de la pandemia. Fue la señal que necesitaba. Llamó, acordó el costo y, con la ayuda de sus ahorros y un crédito, no pudo esperar en iniciar su emprendimiento. Le puso de nombre 'La Parada Ecuatoriana', porque a pocos metros de ahí está la avenida Bergenline, donde se celebra cada año el tradicional desfile ecuatoriano del mismo nombre. Además porque ese condado (Union City) acoge a una gran población de ecuatorianos, quienes buscaban evitar manejar a grandes distancias para comprar sus víveres.

“Claro que tuve miedo a emprender, pero siempre he creído que no hay que darle espacio al negativismo; y hay que luchar contra los 'muros'  que se nos presenta para lograr las metas”, detalla Lili, como le dicen sus amigos, quien además se graduó como comunicadora social con enfoque en redes sociales y es maquilladora profesional. La idea de superación, explica, ha estado latente en ella, incluso, desde que era una niña, cuando comprendió que debía esforzarse mucho para derribar la barrera del idioma, tener un inglés fluido y encajar en el entorno.

Ricardo Jurado

'Pagar es fácil', la plataforma que le abre fronteras a los emprendedores de Ecuador

Leer más

“Cuando fui a la escuela no entendía absolutamente nada de lo que decían los demás niños y llegaba a la casa llorando. Le contaba a mis papás, pero ellos no podían hacer mucho porque todos estábamos en le mismo 'barco'. Entonces, en lugar de desmotivarme, me esmeré  por aprender bien el idioma y lo logré”, concluye.

Ahora, con la administración y la atención de su local le ayudan su mamá y otros familiares. A largo plazo, esta emprendedora guayaquileña tiene planificado abrir nuevas 'Paradas Ecuatorianas', en la misma ciudad, no solo para vender productos de su país, sino también  para abrir nuevas plazas de empleo para otros compatriotas inmigrantes.

Si sabes de un personaje de tu barrio o círculo que todo el mundo debería conocer, escribe a lopezk@granasa.com.ec