Gabriel Torres tocó el otro cielo en Independiente del Valle

  Deportes

Gabriel Torres tocó el otro cielo en Independiente del Valle

El delantero panameño siempre tendrá el título de la Sudamericana en un lugar especial. Es una alegría cercana a la clasificación mundialista

Gabriel Torres celebra una de sus anotaciones.
El delantero panameño fue clave para conseguir el título de la Copa Sudamericana. SUs horas estarían contadas en Independiente del Valle. Archivo

Miguel Ángel Ramírez asumió la dirección técnica de Independiente del Valle y lanzó su primera apuesta: Gabriel Torres.

Él buscaba un delantero con experiencia, dispuesto a convertirse en un maestro para los más jóvenes, pero que también esté abierto a nuevos conocimientos. Por ello, puso todas sus cartas en el panameño.

MIGUEL-RAMÍREZ-ÁNGELO-PRECIADO

Triple pesadilla para Ecuador en la Copa Libertadores

Leer más

Y ganó. Torres, de 32 años, se convirtió en uno de los pilares del cuadro rayado para obtener los éxitos deportivos. El más grande es la Copa Sudamericana, de hace un año.

Ahora, que el tiempo del panameño en Independiente del Valle parece contado, porque no se hizo efectiva la opción de compra de su ficha, él se enfoca en consolidar la gran imagen que forjó, mientras recuerda con EXPRESO esta aventura que inició en julio de 2019.

“Estaba en la concentración de la selección panameña. Miguel Ángel (Ramírez) se comunicó conmigo y me dijo, entre otras cosas, que le ayude a ganar la Copa Sudamericana. Sinceramente me llamó mucho la atención la confianza que me tenía”, inicia Torres su relato.

En ese momento, la única referencia que tenía del equipo de Sangolquí era la final de Copa Libertadores de 2016, que la ganó Atlético Nacional. “Busqué un poco más sobre el club antes de hacer cualquier cosa. Sin duda, fue la decisión correcta”, sigue.

Después de todo, ya era un jugador de élite, mundialista con Panamá en Rusia 2018 y considerado uno de los mejores de la Concacaf. No podía dar un paso en falso.

Cuando arribó al club, lo que más le llamó la atención fue el trabajo en las formativas, el orden en los departamentos y el trato familiar que había entre todos. De entrada le gustó lo que vio y sintió que el objetivo deportivo era posible.

INDEPENDIENTE-VALLE-NACIONAL-COPA-LIBERTADORES

Libertadores: Independiente del Valle es eliminado en penales por Nacional de Uruguay

Leer más

Antes estuvo en el torneo chileno y tenía una idea del estilo sudamericano, pero sintió que había llegado a un campeonato muy singular. “Me encontré con un fútbol muy rápido, con jugadores técnicos. Me gustó. Hay un problemita con las canchas, pero es bastante parejo, cualquiera le puede ganar a cualquiera”.

Para él, el ritmo ecuatoriano le caía perfecto, ya que también es rápido y técnico. Además, Ramírez lo rodeó muy bien y explotó sus cualidades futbolísticas. Por eso empezó a rendir. Salvo el problema con la altura en las primeras semanas, todo fue perfecto, agradece.

Además, fue vital que su familia se sume a los dos meses. Con ellos a su lado, su única preocupación siempre ha sido lo deportivo. Así que empezó a rendir hasta llegar al título de la Sudamericana. Y ese trofeo es uno de los más importantes en su carrera.

Del país de donde vengo son pocos los jugadores que tienen la oportunidad de jugar este tipo de torneos y ganarlo. Las cosas se dieron paso a paso, con un grupo de seres humanos muy bueno. Independiente no ha ganado un torneo local y ya lo hizo internacionalmente

Gabriel Torres

Torres fue clave en esa Copa. Además, en Panamá es uno de los héroes de la clasificación mundialista. Aún así, aparece muy poco en los medios. Y es decisión de él. Prefiere evitar entrevistas y compromisos comerciales para dedicar ese tiempo a su familia.

“Toda la vida he estado así. Es una manera de ser y hasta ahora me ayudó bastante. Se pasa mucho tiempo en concentraciones y viajes, por lo que cada minuto posible hay que pasarlo con la familia”.

Han pasado 17 meses desde que llegó al club y Torres es considerado como uno de los líderes. “Me gusta mucho el rol que me ha dado Miguel Ángel (Ramírez) por mi experiencia internacional con la selección y mi trayectoria. Me dice que ayude a los jóvenes y sinceramente me gusta hacer eso”.

Y dentro de ello no le pesa reprender a los muchachos. “A veces toca pegar sus regaños, pero es para que desarrollen sus capacidades. Uno también aprende, porque eso no se termina nunca, lo que pueda lo hago con mucho gusto”.

Además, tiene otro espejo: el argentino Cristian Pellerano. “De Pellerano había escuchado por su paso por México. Me impresionó su edad y la forma en la que juega. También, la manera de tratar a todos dentro del grupo. Es un líder innato y esas cosas nos ayudan. Al final la forma de jugar de él a su edad dice mucho de lo que es como profesional”.

Delfín-Palmeiras

La triple clasificación está cuesta arriba

Leer más

Independiente quedó fuera de la pelea por el título de LigaPro en esta temporada. Esa es la única deuda que quedaría en Torres, ya que la gloria continental vino con la Sudamericana, el otro cielo que tocó después de llegar al Mundial.

EL ENCIERRO Y LA FAMILIA

El encierro durante las primeras semanas de la pandemia tuvo su lado bueno: Gabriel Torres pasó las 24 horas con su esposa Rachell y sus hijos Lia Gabriela (8 años) y Gabriel Gael (5). Inclusive aprendió a cocinar. 

“Soy un chef profesional”, dijo bromeando. El plato que mejor le sale es la pasta con salsa roja. Le gusta el sabor pero siente que puede hacerlo mejor y no parará hasta que sea perfecto. También pasó tiempo en el PlayStation, jugando al FIFA. Siempre se enfrentó a su hijo, ambos con Independiente del Valle. El ganador fue el pequeño, ya que Torres no practica mucho.

GABRIEL-TORRES-FAMILIA-PANAMÁ
Gabriel Torres y su familia estuvieron en la Mitad del Mundo hace un par de semanasCORTESÍA

LA ÚLTIMA TRISTEZA

La Copa Libertadores era el gran objetivo de esta temporada para Independiente del Valle. Hizo una excelente fase de grupos, incluyendo una goleada histórica al Flamengo de Brasil. Sin embargo, ante Nacional de Uruguay no pudieron anotar un gol en los 180 minutos y cayeron en los penales. 

La aventura terminó en los octavos de final. “Todos los equipos se han preparado para ir por ese trofeo. Aquí hay un nivel de intensidad muy alto”, reconoció Gabriel Torres, quien desea jugarla una vez más.