Deportes

Alberto Miño inicia en Doha el vuelo a los Juegos Olímpicos

El microtenista ecuatoriano ya está en Catar para la reanudación del circuito internacional y uno de los clasificatorios.

Alberto Miño Ecuador Juegos Olímpicos
Preparación. Alberto Miño durante los Juegos Panamericanos 2019, antesala de los Olímpicos, llegó hasta instancias importantes, pero finalmente no pudo subir al podio.Archivo

Quiere ser el primer microtenista ecuatoriano en clasificar a unos Juegos Olímpicos, y nadie lo detendrá hasta agotar todas las posibilidades para que eso suceda. Con esa premisa, el guayaquileño Alberto Miño llegó este miércoles 24 de febrero a Doha, Catar, para participar en tres desafíos importantes que tienen como objetivo conseguir el boleto a los Juegos de Tokio este verano.

Tito -como lo conocen- va solo, pero con la responsabilidad de todo un país y una historia que se puede romper. El WTT Middle East Hub-WTT Contender, del 28 de febrero al 6 de marzo; el WTT Middle East Hub-WTT Star Contender, del 5 al 13 de marzo, y el Torneo Clasificatorio Mundial, del 14 al 17 de marzo, serán las pruebas en las que el tricolor concentrará su participación.

“Los dos primeros son de la Federación Internacional de Tenis de Mesa (ITTF), que se realizan como reanudación de los eventos que anteriormente se cancelaron; todo será como en una burbuja. Ya el tercero es la clasificación olímpica mundial donde van todos, y solo dará 8 plazas. Será casi un mes en Catar”, explicó Miño antes de salir de Alemania, país donde reside y es el único ecuatoriano en jugar la primera división de la Bundesliga con el equipo TTC Schwalbe Bergneustad. En ese país además compiten los compatriotas Emiliano Riofrío (cuarta liga) y Nathaly Paredes (segunda liga).

El camino hasta Medio Oriente no fue sencillo por el contexto de la pandemia. Miño, cinco veces campeón sudamericano, tuvo que cumplir un protocolo exigente antes de viajar, debido a las disposiciones de los torneos por temas de bioseguridad. Se realizó pruebas COVID-19 con siete días de antelación, y 72 horas antes de abordar el avión. Una vez en territorio catarí, desde el miércoles, cumple una cuarentena de 48 horas para entrar a la burbuja de los eventos.

Pero Alberto llega “en forma”. Estar jugando en Europa hace más de una década y, específicamente en Alemania en estas dos últimas temporadas, le han valido mantener ritmo de competencia. “He estado jugando superbien, antes estaba como cuarto jugador en mi equipo, no me daban mucha chance; sin embargo, ahora tengo mayores oportunidades. Me siento bien físicamente, mentalmente, en la parte táctica, pero al igual que yo todo el mundo se ha preparado, así que hay que estar atentos a todo lo que pueda pasar…”, precisó.

Con 30 años, este guayaquileño, campeón panamericano y varias veces sudamericano en singles, está muy positivo en cuanto a las posibilidades de clasificación, ya que de no lograr una de las 8 plazas que se repartirán en el Clasificatorio, podrá ir a disputar un cupo en el Preolímpico Latinoamericano del 13 al 17 de abril en Argentina. Su actuación en los eventos de la ITTF le sirve además para seguir acumulando puntos en el ranking mundial, en el que marcha 77.

“Sería un honor llegar a Juegos Olímpicos, creo que tengo las posibilidades, he estado trabajando muchísimo todos estos años para poder tener esa plaza y estoy casi seguro de que se pueda dar”, sentenció.