Buenavida

Los perros, preciados salvoconductos

En España, el paseo de mascotas es la única forma de libre circulación ante el coronavirus. Hay quienes los alquilan.

mascota
Las mascotas son en España como un salvoconducto, mientras en otros países aún pueden circular en horarios restringidos.PANTELIS SAITAS, EFE

El confinamiento de los españoles por el coronavirus es tan estricto que los perros se han convertido en uno de los escasos salvoconductos para salir de la casa, llegando a ser a veces objeto de préstamos y hasta de estratagemas.

Al contrario de lo que ocurre en Italia, primer país europeo que decretó la reclusión de sus habitantes, España no tolera que alguien salga a estirar las piernas o tomar aire, aún respetando las distancias entre personas. Pero lo que sí autoriza es sacar brevemente al perro para que haga sus necesidades.

“Sales más con el perro, pero menos tiempo”, explica Luis Fe, con los ojos fijos en su mascota, una border collie blanca y negra.

Este profesor madrileño de 49 años disfruta viendo a Dara correr bajo las cintas que cierran el paso hacia el parque de la basílica de San Francisco el Grande, en la capital desierta de una España en confinamiento desde la noche del pasado sábado, el segundo país más afectado por el virus en Europa después de Italia. Y confiesa que los propietarios de perros que él conoce sacan provecho de su animal para “salir, porque están en casa y se aburren”.

En Madrid, los ladridos rompen el silencio y los perros se hacen notar en las aceras vacías.

El mejor amigo del hombre se ha convertido así por esta época en un pase para evadir el confinamiento. Un hecho que ha tenido como efecto dejar sin trabajo a los paseadores de perros profesionales.

“He llamado a un par de clientes mías, gente mayor que se queda sola en sus viviendas, preguntando si necesitan ayuda, pero me dijeron que no, que estaban bien”, lamenta David Sánchez, paseador de canes de 47 años en el barrio madrileño de Tetuán.

perro
Imágenes de dueños de mascotas con sus dueños enternecen en redes, mientras otros buscan usarlos para poder salir del encierro.SERGEY DOLZHENKO

  • "Alquilo a mi perro"

Hay un negocio que va viento en popa: el de los préstamos de perros.

“Si alguien quiere dar un paseo, le alquilo a mi perro para que tenga salvoconducto”, ofrece un anuncio en la página web Milanuncios.

Luis Fe dice, mientras hace un gesto desdeñoso, que un colega le contó que recibió una oferta para alquilarle su perro.

Una posibilidad que desaprueba Alicia Barrientos, una madrileña de 39 años que pasea a su pastor ovejero australiano: “Está fatal, para la salud de los demás y para el animal, que sale con una persona que no conoce”.

Ante la polémica suscitada por estas proposiciones deshonestas, la página de compraventa en línea Wallapop llamó a sus usuarios a denunciar este tipo de anuncios para suprimirlos.

“Estamos totalmente en contra de esta actividad”, machacó la empresa en Twitter.

  • Unos van con peluches y hasta cerditos

A falta de mascotas de carne y hueso, algunos españoles se han atrevido a salir con peluches.

Un hombre fue reprendido por la policía la noche del pasado lunes cuando se encontraba con un perro de peluche en las calles de Palencia (norte).

Este infractor recogió rápidamente a su falso animal cuando un auto de policía, con la ventana abajo, se detuvo a su lado para pedirle que volviera a su casa, como muestra un video divulgado por un sindicato de policía que fue muy compartido en redes sociales.

“La Policía le ha pedido volver a casa, pero no lo ha sancionado”, explicó una portavoz de la subdelegación del Gobierno en Palencia.

Italia también ha sido escenario de varias estratagemas.

El alcalde de la pequeña ciudad de Mamoiada, en Cerdeña, debió especificar que los perros que se paseen deben estar vivos. Y algunos romanos fueron vistos sacando a la calle otro tipo de mascotas: cerditos. Imágenes que han causado las delicias de usuarios de las redes sociales, donde los animales son reyes. Como el muy compartido meme de un perro desplomado sobre un sofá que le dice al dueño: “Pero si ya me has sacado 38 veces hoy”. O el video de un padre a punto de salir a la calle con su hija disfrazada de dálmata.

2

Azaí, la esperanza y fortaleza de la Cruz Roja del Guayas

Leer más