Actualidad

Un trasplante de rinon sin transfusion de sangre ni plasma

Como una persona nueva. Así se siente Patty Mujica Villamar después de recibir un nuevo riñón, por el que había venido padeciendo durante trece años.

Salud. Patty Mujica deberá pasar al menos siete días en observación.

Como una persona nueva. Así se siente Patty Mujica Villamar después de recibir un nuevo riñón, por el que había venido padeciendo durante trece años.

Fue un largo tiempo “atada a una máquina”, dice la mujer, quien por algunos años recibió hemodiálisis, después pasó a sesiones con sueros y en 2011 empezó el proceso para ingresar a una lista de espera de un órgano donado. En ese tiempo sentía desfallecer, comenta.

Hasta que llegó la llamada donde le informaban que tenían el riñón que necesitaba. “No lo podía creer. Ya había perdido las esperanzas, pero Jehová me dijo: ‘Espérate’”, expresa.

El proceso se realizó en el hospital Luis Vernaza, y con esta intervención sumó a 120 el número de trasplantes de este tipo que se hacen en el nosocomio desde hace seis años.

Fue un procedimiento complejo, pero satisfactorio, y con una particularidad: es la primera vez que se realiza una intervención sin administrar sangre, plasma ni plaquetas. Esto, debido al credo de la paciente.

Mujica profesa la religión de los testigos de Jehová y sus creencias no les permiten recibir ningún tipo de transfusión sanguínea, así que el procedimiento quirúrgico no podría basarse en ello.

Algo complejo, pero no imposible. Noralma Mosquera Vivas, jefe del equipo de trasplante renal de esta casa de salud, indica que no es necesario hacer una transfusión durante la operación. “Solo lo hacemos cuando el paciente se descompensa”.

Para este caso en particular estaba lista la máquina cell-saver (salvador de células) que recupera la sangre del paciente durante la intervención y se la devuelve al organismo.

Este caso fue uno de los tres procedimientos que se efectuaron esta semana en el operativo de trasplantes de órganos de donantes cadavéricos: dos renales y otro hepático, en este último participó el grupo médico a cargo de José Zúñiga, jefe del equipo de trasplante hepático del Luis Vernaza.