Por el sueno americano

  Actualidad

Por el sueno americano

Ambos con sus piezas en óptimas condiciones esperan acabar con el otro en un duelo que, por antecedentes, favorece a Ecuador, pero que tiene como último vencedor a EE. UU.

Enner Valencia en el partido contra Brasil

Se acabaron las oportunidades, los favoritos y los pronósticos. Hoy es matar o morir. Ecuador y Estados Unidos pelean en Seattle su permanencia en el torneo más antiguo a nivel de selecciones, y la Tricolor de Gustavo Quinteros, luego de cruzar el escollo de primera fase, no quiere despertar del sueño que todavía puede mejorar.

Ambos con sus piezas en óptimas condiciones esperan acabar con el otro en un duelo que, por antecedentes, favorece a Ecuador, pero que tiene como último vencedor a EE. UU.

Ambos combinados no han superado el cuarto puesto en la historia de este certamen y pretenden que una gesta cambie la historia en la presente edición.

Enner Valencia será quien comande la ofensiva de la Tricolor. ‘Superman’ ya sabe lo que es gritar un gol ante los estadounidenses. En 2014 firmó un tanto en el amistoso que se jugó por la despedida de Landon Donovan, pero en el último duelo (previo a la Copa) no pudo repetirlo.

El alemán Jürgen Klinsmann apela a la experiencia de su figura y guía en la cancha, Clint Dempsey, quien jugará en total confort, ya que su club (Seattle Sounders) es local en el CenturyLink Field.

El norteamericano jamás le ha podido anotar a Ecuador. Lo ha enfrentado en tres juegos (2007, 2014 y 2015), pero todavía no grita un gol propio.

Las dos selecciones llegan a esta instancia de menos a más. Ecuador, si bien no conoce la derrota en el certamen, igualó sus dos primeras presentaciones (ante Brasil y Perú), pero luego venció 4-0 a Haití.

Mientras que el país de las barras y las estrellas debutó con una caída ante Colombia, pero revivió con una goleada a Costa Rica y otro triunfo ante Paraguay.

Los locales preponderan el fútbol físico y las transiciones rápidas de la zaga al medio campo. La Tri de Quinteros se ajusta al juego veloz por las bandas y las pelotas largas a los elementos del frente de ataque.

Estilos similares. Cuidan la pelota, poseen jugadores hábiles, inteligentes y veloces en el último cuarto de cancha.

Será un duelo disputado, lejos de lo que fuera aquel de la Copa América 93’. Esta vez Ecuador no es local y quien consiga el boleto esperará por la Argentina de Lionel Messi o la Venezuela de Alejandro ‘Lobito’ Guerra.