La punta es azul

  Actualidad

La punta es azul

Un golazo de Pedro Quiñónez, en los minutos de adición, le permitió a Emelec vencer a Fuerza Amarilla y convertirse en el nuevo líder

Presencia. Marlon De Jesús (9) fue el delantero de Emelec que más inquietó a Fuerza Amarilla, pero al final el tanto de la victoria fue obra de Pedro Quiñónez, mediante tiro libre.

Emelec no jugaba un buen partido ante Fuerza Amarilla, pero cuando se tienen futbolistas de jerarquía nada está dicho hasta el pitazo final. Eso sucedió ayer en el estadio Nueve de Mayo de Machala, donde el Bombillo apeló a una inspiración de Pedro Quiñónez para alcanzar el gol que no solo le dio la victoria, sino también el liderato en el campeonato ecuatoriano de fútbol.

Se jugaba el quinto minuto de adición -justificado por la paralización luego de un choque de cabezas entre Javier Charcopa y Fernando Pinillo-, cuando el árbitro sancionó un tiro libre al borde del área, por falta sobre Bruno Vides. El argentino tomó el balón para ejecutar, pero el capitán se la pidió, la ubicó a la altura de la semiluna y con soberbio disparo de derecha derrotó al arquero Fernando Fernández.

La celebración de los azules fue apoteósica. Previo a esa acción el grito de gol se les había quedado ahogado en la garganta en tres oportunidades. Marcos Mondaini, Marlon De Jesús y Brayan Angulo habían fracasado en los mano a mano con Fernández, en un partido muy trabado en la mitad de la cancha, con poca profundidad y en el que el técnico uruguayo Alfredo Arias se vio en la necesidad de cambiar frecuentemente su módulo táctico, tratando de doblegar la férrea resistencia de un rival que en un par de ocasiones también llegó con peligro sobre el arco defendido por Esteban Dreer.

Por segunda jornada consecutiva el peruano Cristian Ramos quedó fuera del once abridor. Arias ratificó una línea de tres integrada por Fernando Pinillo, Jordan Jaime y Óscar Bagüí, tratando de darle más llegada por las bandas, pero sin un generador de juego por el carril central.

El fútbol punzante de Ayrton Preciado solo se vio en la primera etapa. En el complemento los azules recargaron más el juego por el lado de Romario Caicedo, pero al no encontrar la profundidad que querían, el estratega charrúa le dio entrada a Hólger Matamoros, Carlos Orejuela y finalmente a Brayan Angulo.

Ninguna variante logró plasmar en el marcador la ligera superioridad que Emelec mostraba en la cancha, hasta que llegó la acción en la que Quiñónez le dio a su equipo la victoria y la punta, previo al debut en Copa Libertadores. MGD