Prueba Ser Bachiller

  Actualidad

Prueba Ser Bachiller

Hace pocos días altos funcionarios del Ministerio de Educación se reunían con directivos de instituciones educativas a fin de intercambiar ideas sobre cómo mejorar la toma de la prueba Ser Bachiller y el entorno que alrededor de ellas gira en cuanto tiene que ver con esas secuelas lamentables de inmoralidad que se dan entre los estudiantes de tercero de bachillerato y sus familias cada vez que deben rendirlas.

En efecto, que las pruebas son traficadas, que los pantallazos corren entre los jóvenes como agua por despeñadero, que las compras de preguntas se dan, que se llega a negociar en ventas y reventas de estas entre los propios chicos, que los cursos de capacitación especiales se prestan para poner una carga económica más sobre las familias, son hechos ciertos que no hablan nada bien del clima que se genera alrededor de la prueba ni de la actitud ética de los intervinientes.

Creemos, desde nuestra óptica, que la presión se da fundamentalmente por la innecesaria carga que la examinación lleva en sí misma. Una prueba de ese tipo que sería válida para obtener índices, estándares, pisos y techos. Se desmerece cuando se le da el carácter de examen escrito de bachiller y así, desata entonces todas las pasiones posibles de padres que buscan exclusivamente la nota como significado de triunfo, y de alumnos que pretenden el diez sin haber estudiado lo suficiente durante su bachillerato.

De este modo, la exigencia de la más alta nota por parte de padres y representantes, y el ambiente de corrupción que en ocasiones se da, desdibuja el resultado de la prueba.

¿Queremos obtener datos veraces de lo que saben nuestros alumnos de tercero de bachillerato? Si la respuesta es sí, devolvamos a las instituciones la capacidad de tomar el examen de bachiller y el Ineval, conjuntamente con el Ministerio, realicen pruebas de investigación sobre conocimientos, aptitudes y cuanto queramos sobre los alumnos de tal nivel, de tal edad, de tal o cual materia.

La prueba, mientras no pierda su condición de examen de grado, será inoficiosa, engañosa, inútil, pues sus resultados serán falsos y mentirosos.