Una oracion por los heridos, desde la iglesia del hospital

  Actualidad

Una oracion por los heridos, desde la iglesia del hospital

Durante la ceremonia, los familiares de los heridos se tomaron de las manos y formaron una cadena de oración para pedir por su recuperación y el resurgimiento de las poblaciones afectadas por el temblor.

Plegaria. El padre José Tuárez ofició la ceremonia religiosa en la capilla Nuestra Señora de la Medalla Milagrosa del hospital Luis Vernaza.

El terremoto del 16 de abril aún no termina para los familiares de heridos que luchan por sus vidas en las áreas críticas del hospital Luis Vernaza.

Ocho personas siguen en cuidados intensivos, entre ellos, Ariana, una menor de 15 años, que sufrió un traumatismo por aplastamiento; cinco están en traumatología y el resto en distintas áreas de hospitalización.

Por todos ellos, por los 655 fallecidos y los damnificados, ayer se ofició una misa especial en la capilla del sanatorio.

Durante la ceremonia, los familiares de los heridos se tomaron de las manos y formaron una cadena de oración para pedir por su recuperación y el resurgimiento de las poblaciones afectadas por el temblor.

Son alrededor de 40 personas, provenientes de diferentes localidades de Manabí, que durante el día permanecen en el sanatorio; y que en las noches son acogidas en el albergue del voluntariado hospitalario Asvolh, ubicado en La Atarazana.

Tras una semana de vigencia ayer en la casa de salud se levantó la declaración de alerta amarilla por la emergencia. REG