Actualidad

ONU suspende a empleados por video de sexo en vehículo oficial

En el vídeo puede verse a una mujer con un vestido rojo que parece mantener relaciones sexuales con un hombre

onu-video-carro-empleados
La ONU reaccionó ante el polémico video. Aquí, la bandera de la organización.EFE

La ONU suspendió sin sueldo a dos empleados varones tras investigar un vídeo en el que aparentemente se ve cómo un hombre y una mujer mantienen relaciones sexuales dentro de un vehículo oficial de la organización en Tel Aviv (Israel).

El portavoz Stéphane Dujarric explicó en una nota que se ha identificado a los dos hombres como responsables de "mala conducta, incluida conducta de naturaleza sexual", pero no dio más detalles sobre lo ocurrido.

"Dada la seriedad de las acusaciones de no respetar los estándares de conducta que se esperan de funcionarios internacionales, los dos empleados han sido puestos de baja administrativa sin sueldo, a la espera de los resultados y conclusión de la investigación", señaló Dujarric.

Las pesquisas, que hasta ahora son preliminares, están siendo llevadas a cabo por la oficina de asuntos internos de Naciones Unidas.

En el vídeo, que ha circulado a través de internet y del que la ONU tuvo conocimiento la pasada semana, puede verse a una mujer con un vestido rojo que parece mantener relaciones sexuales con un hombre que está sentado en el asiento trasero de un todoterreno blanco con las siglas de Naciones Unidas.

onu-escandalo-video
Parte del video en cuestión. La parte sexual ha sido bloqueada.DIFUSIÓN

En el asiento delantero viaja otro pasajero, mientras que no puede verse al conductor del vehículo, que pertenece al Organismo de Naciones Unidas para la Vigilancia de la Tregua (ONUVT), creado en 1948 para vigilar el alto el fuego en Oriente Medio y que tiene su sede en Jerusalén.

En los últimos años, la ONU se ha visto golpeada por repetidos escándalos de abusos y explotación sexual cometidos por empleados de la organización y por "cascos azules" desplegados bajo su bandera.

En este caso se desconoce por el momento si las relaciones sexuales eran consentidas o si, por ejemplo, eran a cambio de dinero, algo que Naciones Unidas prohíbe a sus empleados dentro de su política contra la explotación sexual y las malas conductas.