Zelenski advierte de ofensiva “aún más grande” en el este de Ucrania

  Mundo

Zelenski advierte de ofensiva “aún más grande” en el este de Ucrania

Los prorrusos anuncian la toma del puerto Mariúpol. Otro ataque en Járkov deja once muertos. Finlandia y Suecia planean unirse a la OTAN 

Donetsk
El Consejo de Derechos Humanos de la ONU investiga las agresiones de Rusia hacia Ucrania. EFESERGEI ILNITSKY

El presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, advirtió ayer de una ofensiva “aún más grande” en el este del país, donde los separatistas prorrusos de Donetsk anunciaron la intensificación de los ataques y la toma del puerto de la estratégica ciudad de Mariúpol.

“Las tropas rusas pasarán a una ofensiva aún más grande en el este de nuestro país; pueden utilizar contra nosotros más misiles y más bombas aéreas. Pero nosotros nos estamos preparando para esas acciones y vamos a responder”, señaló Zelenski.

El portavoz del Departamento de Defensa de EE.UU., John Kirby, en una fotografía de archivo.

EE.UU. alerta de un nuevo convoy ruso que se dirige hacia el este de Ucrania

Leer más

“Vemos la concentración de tropas y de equipos en el este y el sur de nuestro país. Sabemos qué es lo que quieren hacer y entendemos que de la velocidad del envío de ayuda, sobre todo la de EE.UU., dependerá si podremos resistir o no”, dijo el mandatario ayer en una entrevista a la cadena CNN.

El líder de la autoproclamada república popular de Donetsk, Denis Pushilin, confirmó las palabras del presidente ucraniano sobre un recrudecimiento próximo en el campo de batalla en el este de Ucrania. El Ministerio de Defensa ucraniano ha asegurado que esta ofensiva se producirá “muy pronto”.

Los combates se han centrado en las áreas de la planta siderúrgica de Azovstal, que aún controlan los ucranianos, y en el puerto marítimo que, según los prorrusos, ya se encuentra bajo control de los separatistas.

El Instituto para el Estudio de la Guerra señaló en su último informe que las fuerzas rusas han ganado terreno en la ciudad en las últimas 24 horas y han reforzado las operaciones a lo largo del eje Izium-Sloviansk, clave en la futura ofensiva del Donbás. Mariúpol, según este instituto con sede en EE.UU., está dividido ahora en dos. Simultáneamente, una unidad del Ejército ucraniano advirtió ayer de que se acerca “la última batalla” en la devastada ciudad en el sureste del país, cuya resistencia fue elogiada en más de una ocasión por autoridades ucranianas.

El vicepresidente de la Comisión Europea, Josep Borrell, dijo que la Unión Europea continuará aportando material militar a Ucrania ante el inicio inminente de la ofensiva rusa en la zona oriental del país. Así, la UE da prioridad a las armas sobre las sanciones que “tienen efectos a medio y largo plazo”.

La región de Járkov, una de las más castigadas en el este del país por las hostilidades de la campaña militar rusa, ha sido bombardeada en 66 ocasiones en las últimas 24 horas en unos ataques que han causado al menos once muertos y catorce heridos, así lo informó el jefe de la Administración Militar Regional, Oleh Syniehubov, en su cuenta de Telegram.

Al menos 183 niños han muerto y 342 han resultado heridos en Ucrania desde que comenzó la invasión rusa del país, el pasado 24 de febrero, según datos actualizados publicados ayer por la Comisionada de Derechos Humanos del Parlamento, Liudmyla Denisova.

Según explicó, actualmente es imposible determinar el número real de menores que han sido víctimas de la guerra, ya que las tropas rusas realizan continuos ataques y acciones hostiles dentro de las ciudades ucranianas. Hasta ahora, la mayoría de las bajas se han registrado en las regiones de Donetsk (110), Kiev (98), Járkov (76), Chernígov (54), Mykolaiv (40), Luhansk (35), Zaporiyia (22) y Jersón (29).

El eventual ingreso de Finlandia y Suecia en la OTAN no contribuiría a la seguridad en el continente europeo, afirmó ayer el Kremlin, después de que el diario The Times dijera que ambos países podrían sumarse a la Alianza Atlántica tan pronto como este verano.

La Oficina de Naciones Unidas para los Derechos Humanos confirmó ayer la muerte de 1.842 civiles en la guerra en Ucrania, de los que casi 150 eran niños. Las víctimas civiles que han resultado heridas son 2.493, de acuerdo con los datos que el organismo de la ONU ha podido corroborar. La gran mayoría fueron alcanzadas por armamento explosivo, tanto procedente de misiles como de bombardeos. En el día 47 los combates no se han detenido en varias ciudades de Ucrania.