Las maquinas se toman la cocina

  Actualidad

Las maquinas se toman la cocina

Desde robots que imitan a los mejores chefs, hasta equipos conectados y amigables son las nuevas propuestas. Los expertos le apuestan a la impresión 3D en esta área y otros a la creatividad del hombre

La cocina se llena cada vez más de aparatos inteligentes para facilitar la labor.

Moley tiene dos brazos robóticos, con ellos imita los movimientos claves de los chefs más reconocidos del mundo (que antes ha aprendido viendo YouTube) mezcla muy bien (no se le pasa la sal, ni el ajo) sirve los platos y luego hasta los limpia.

Así es el robot cocinero creado por Mark Oleynik, un matemático y programador que está convencido de que su idea será un éxito porque, gracias a él, cualquiera podrá tener acceso a comer deliciosos platos sin conocimiento previo.

Como Moley hay decenas de máquinas que han llegado para modernizar la cocina: aparatos al vacío o a baja temperatura, para freír sin usar aceite, para pelar sin usar las manos, para darle forma a los alimentos (impresora 3D), para cultivar hortalizas dentro de la casa, para automatizar los procesos...

Y es que el movimiento smart kitchen (cocina inteligente) engloba a toda la cocina como una estancia hiperconectada, con electrodomésticos preocupados por el medio ambiente. En ella, converge todo tipo de tecnologías: IoT (Internet de las cosas o, para entenderlo mejor, interconexión digital de objetos cotidianos con Internet), mobile, apps, smart gadgets, sensores, reconocimiento de voz o imagen y hasta inteligencia artificial y aprendizaje automático.

Fernando Canales, chef del restaurante Etxanobe, ubicado en Palacio Euskalduna de Bilbao (España), explica en una charla TEDx que los profesionales de la cocina y los estudiantes de esta área deberán entender la necesidad de ser creativos y capaces de digitalizar su cocina, para que la tecnología no los deje sin trabajo.

“Nunca una máquina va a poder dar el punto al pescado o a la carne, pero hay otras tareas que aportan menos valor al plato que las van a hacer máquinas y los cocineros van a tener que interactuar con ellas. Les van a permitir afinar más sus recetas”, defiende Canales.

Pero no solo los cocineros entran a la cocina, también lo hacen todas las personas con un poco de hambre, a quienes no les disgustará compartir este espacio con una máquina que les resuelva la vida. Para ellos, las grandes marcas tienen algunas innovaciones.

Samsung tiene la Family Hub 2.0, la línea de frigoríficos con pantalla integrada para escuchar música, ver la TV y hacer la compra del supermercado mediante voz. LG tiene una nevera integrada con Amazon Alexa para poder preguntar sin abrirla lo que hay dentro. Whirpool, por su parte, apuesta por una encimera inteligente con pantalla que cocina casi sola.

Está claro que las máquinas inteligentes se tomaron la cocina y solo queda saborearlo.

ESPECIALISTAS

Gabriel Helguero / Docente de espol y fundador de helguero 3d

La impresión 3D permitirá mejorar la dieta

Si usted sabe de qué se trata la impresión 3D, es probable que también sepa que esta tendencia ha llegado a la cocina.

Gabriel Helguero, profesor de la Facultad de Ingeniería Mecánica y Ciencias de la Producción de la Espol y fundador de Helguero 3D, explica que lejos de

ser solo “interesante” esta posibilidad tiene mucho potencial como aportes.

“La impresión 3D de comida se está utilizando, por ejemplo, con éxito en el cuidado de las personas de la tercera edad, debido a que otorga una experiencia mucho más satisfactoria que la dieta tradicional, entre otros, es más fácil de masticar. Además imagine posibilidad de personalizar su dieta con las: calorías, nutrientes, proteínas, grasas, etc. ideales, con solo aplastar un botón”.

Para Helguero no es una moda, sino de la cuarta revolución industrial.

Andreagarcía /chef/ fundadora de bluepeppers y amor comestible

Los robots ayudarán, no reemplazarán

Puede que a futuro los robots reemplacen gran parte de las labores repetitivas en muchas cocinas.

Cuando digo robots, me refiero a versiones más programables de los electrodomésticos que se usan hoy en día.

Es más, con el uso de la tecnología ya se pueden imitar combinaciones de sabores para tener ciertos efectos sensoriales en las personas. Sin embargo, por más atajos que encontremos para facilitar los procesos, cocinar nunca dejará de ser un arte. Como un robot no tiene la capacidad de recrear nostalgia, amor, viajes, experiencias en sabores, será demasiado difícil que pueda reemplazar a un artista de la cocina.

Puede que los robots reemplacen a muchos ayudantes de cocina, productores de comida rápida o exprés, pero definitivamente creo que no van a reemplazar a los verdaderos chefs.

LAS NOVEDADES

El MIT ideó una minicocina 100 % automatizada

Estudiantes de ingeniería del MIT inventaron un mini-restaurante automatizado conocido como Spyce Kitchen, que hará que la comida rápida sea aún más rápida. Cuenta con una heladera, lavavajillas, horno y un chef robótico que puede preparar y servir comidas con ingredientes frescos en menos de cinco minutos. El funcionamiento es sencillo: el usuario descarga una app para configurar su menú, se conecta a la Spyce Kitchen y se ordena la preparación. Luego, la máquina transporta los ingredientes necesarios a las ollas automatizadas. Por ahora el robot solo puede preparar cinco comidas: pollo con tocino y puré, hamburguesa vegetariana con queso, camarones, carne con curry y arroz de sésamo.

La comida impresa en 3D ya recorre el mundo

Una minipizza de hongos con tomate y queso o un pan de especias, con las formas más extrañas pero atractivas, son algunos de los platos que se pueden degustar en Food Ink, el primer restaurante de impresión 3D, “ambulatorio”, del mundo, que se estrenó en España el año pasado y hasta la fecha ha recorrido casi toda Europa. Este año estará por Las Vegas, Nueva York, San Francisco, Toronto, México... Y lo más cerca de Ecuador; Argentina.

Sus platos son elaborados por un equipo internacional de múltiples talentos: arquitectos, artistas, chefs, diseñadores, ingenieros, futuristas, industriales, inventores y tecnólogos. Más datos en: www.foodink.io/.

Las hamburguesas serán una tarea para los robots

La compañía Miso Robotics ha presentado a Flippy, el primer robot ‘parrillero’ en el mundo, el cual ha sido creado para preparar hamburguesas y servir de apoyo en las cocinas de comida rápida. No se trata solo de un robot programado para hacer ciertas tareas de forma automática, ya que gracias a un sistema de inteligencia artificial es capaz de “saber” qué es lo que está haciendo y cómo reaccionar ante ciertas situaciones; por ejemplo, le permite localizar los ingredientes dentro de la cocina sin necesidad de ser reconfigurado cada día si estos cambian de posición. Tuvo su primer trabajo en CaliBurger, concretamente de Pasadena (California).

Las lechugas tienen su kit para crecer dentro de casa

Se llama Krydda/Vaxer y es el nuevo jardín hidropónico que ha lanzado Ikea. Con él será capaz de hacer crecer sus propias plantas sin necesitar ni un solo grano de tierra o tener mucha idea de ciencia o qué es eso de hidropónico. Solo necesitará un puñado de semillas de sus plantas favoritas, agua, luz y el kit. Ikea ha diseñado, en colaboración con un panel de científicos expertos en agricultura, un kit especial para que pueda plantar, ver crecer y recolectar tus verduras favoritas dentro de casa. Se ve tan fácil de usar que parece sacado de la ciencia ficción. Además ocupa tan poco espacio que es perfecto para tenerlo en cualquier rincón de tu casa.