El hospital Neumologico, enfermo de incertidumbre

  Actualidad

El hospital Neumologico, enfermo de incertidumbre

La orden de reabrir el hospital será apelada por el Ministerio de Salud. No se ha desmentido el desmantelamiento del lugar. El sindicato está expectante.

Escenario. Personal administrativo del hospital neumológico ingresó ayer al centro, pero no hubo declaraciones.

Ante la orden del juez Roberto Angulo para reabrir el hospital neumológico Alfredo J. Valenzuela, luego de aceptar la acción de protección del Sindicato Unitario de Trabajadores de esa entidad, el Ministerio de Salud respondió con un comunicado que se resume en una palabra: resistencia.

Anunció que no solo apelará el dictamen emitido el martes pasado, también presentará una queja formal contra el juez, puesto que la resolución escrita debió ser entregada en máximo 48 horas después de la sentencia verbal, y esto, argumenta, dejó a la entidad en 25 días de indefensión.

Recordó también que en febrero pasado, la jueza María Soledad Moreno declaró sin lugar la acción de protección presentada por la Asociación de Ayuda Mutua Martha Gutiérrez, lo que lleva al Alfredo J. Valenzuela a estar en el centro de dos causas tras su clausura.

A Salud, sin embargo, le falta aclarar las acusaciones de los trabajadores del Neumológico sobre una supuesta desmantelación del hospital, en la que insistió la mañana de ayer, en los exteriores de esa casa de salud, la asambleísta independiente Poly Ugarte, quien aseguró tener pruebas en vídeo de que esto es verdad.

La Agencia de Aseguramiento de la Calidad de los Servicios de Salud y Medicina Prepagada (Acess) decidió cerrar el hospital por inseguridades sanitarias en el debido manejo de desechos. Esta medida fue catalogada como extrema por varios expertos y defensores del Neumológico, como Gladys Putiales, presidenta de la Asociación de Ayuda Mutua Martha Gutiérrez, que ha insistido en que ahora hay un vacío en la atención a los enfermos de tuberculosis y que este no ha podido ser superado en las casas de salud tradicionales, donde, asegura, no se atiende bien a estos pacientes.

La asambleísta Ugarte, por su lado, remarcó que la causa que acaba de ganarse debe ser ejecutoriada pese a que haya apelación, y que bajo este contexto, la reapertura del hospital debería hacerse en cinco días laborables. “Se puede empezar tranquilamente con retomar la atención en consulta externa”, sugirió.

Sin embargo, Ugarte conoce ya de la apelación de Salud. “La resistencia del ministerio responde al plan de contingencia que no hubo cuando decidieron cerrar el hospital”, dijo la legisladora. “Aquí hay responsabilidades. Tratan de ocultar que no hubo el debido procedimiento”, increpó.

Recuerda que en el 2015 se otorgaron 15 millones de dólares para repotenciar el neumológico. “Dos años después, lo cierran diciendo que no hay garantías sanitarias. La contraloría solo lo auditó hasta el 2014. Tienen mucho que aclarar”, resaltó Ugarte.

Bolívar Merchán, coordinador del colectivo Eugenio Espejo, y quien ayer habló por parte del sindicato, recalcó que el próximo miércoles 28 de noviembre, pese a la postura de Salud, todos los trabajadores están llamados a presentarse a iniciar su jornada laboral. “La coordinación zonal 8 del ministerio debe garantizar el cumplimento de esta sentencia. La ministra debe ser destituida si no acata”, concretó.

A la Asamblea

El tema está en el congelador

El 19 de marzo de 2018, la asambleísta independiente Poly Ugarte solicitó que se retome la sesión legislativa 495, que tiene como fin analizar la clausura del hospital Neumologico Alfredo J. Valenzuela. Ese pedido, ocho meses después, sigue sin ser atendido.

El documento está dirigido a la presidenta de la Asamblea, Elizabeth Cabezas. Allí, Ugarte recuerda que de 85 internos que tenía el hospital, a e