Actualidad

Los hombres suman su voz contra la violencia machista

Miembros de una asociación se volcaron a las calles en falda. Guayas tiene el mayor número de femicidios en el país. Ayer se realizaron marchas en el mundo.

Un grupo de hombres marcharon con carteles por las calles de Guayaquil para exigir justicia frente a la violencia de género.

No todos los hombres forman parte de la mancha de violencia. Ayer, ellos unieron su voz de reclamo frente a los 600 asesinatos por femicidio que han ocurrido en Ecuador desde 2014 hasta la actualidad, una cifra de la Red Nacional de Casas de Acogida, donde Guayas figura como la provincia con el mayor número de casos.

Christian Arias, psicólogo clínico de la Asociación Ecuatoriana de Bienestar Infantil (AEBI), llegó hasta la plaza San Francisco vestido con una falda floreada, un par de tenis y una camisa blanca, y un cartel que reza “Cadena perpetua para asesinos y violadores”.

Él y otros cuatro compañeros, vestidos de forma similar, se sumaron al frente de lucha hacia la eliminación de la violencia contra la mujer, a propósito de que ayer se conmemoró el día mundial por dicha causa.

“No nos avergüenza usar una falda, nos da vergüenza la cantidad de machismo que aún existe en el país. Por eso estamos aquí. También es valioso el apoyo entre mujeres, pero si queremos salir del machismo hay que integrar a los hombres”, articuló Arias.

En Cali, Colombia, sucedió algo similar que en el Puerto. Allá un grupo de hombres participó de un plantón llevando como calzado tacones, como muestra de empatía con la lucha frente a la violencia. Ciudades en Argentina, México, Venezuela, España, entre otros países, también protagonizaron marchas que congregaron a miles de personas.

En Guayaquil, organizaciones sociales, fundaciones e instituciones públicas unieron fuerzas para citar a cientos de personas paralelamente en una marcha que salió desde el parque Centenario y se asentó en la plaza San Francisco; con la finalidad de exponer los espeluznantes casos de abuso sexual a menores, femicidios, desapariciones y expresiones machistas, para así crear conciencia sobre esta problemática.

Guadalupe Castañeda, guayaquileña de 29 años que en el 2016 estuvo a punto de perder la vida luego de que su expareja la golpeara e intentara quemarla, también participó en el acto.

“Quien me atacó ahora está preso, pero las secuelas las mantengo. Me ha costado tanto recuperar la fuerza. Callé y eso fue lo peor”, advirtió la mujer, que llegó acompañada de su padre, quien reconoció ser ahora un “crítico del machismo”.

“Antes de lo que pasó lastimosamente pensaba diferente. Hacía bromas, ofensas que creía que no lastimaban. Tuvo que dolerme el alma para cambiar. Ahora trato de corregir a quien actúa mal, así sea con bromas aparentemente inofensivas”, manifestó.

Jairo Cuero, quien acudió al llamado, dijo estar allí porque está cansado de la ola de violencia que se experimenta en el país. “Yo perdí a mi hijo por eso, las diferencias entre mi expareja y su pareja generaron tal consecuencia. El machismo nos está aniquilando. Si no creamos una cultura de paz, todo empeorará”.

Para el psicólogo clínico Frank Armijos, el hecho de que cada vez más hombres reprueben el femicidio, maltrato psicológico, físico o verbal, surge porque en la sociedad se está viviendo otro tipo de masculinidad. “Se habla tanto del maltrato y hay tantas campañas, que la gente finalmente está reaccionando. Ya no hay ese machismo imperante que determinaba, por reglas, cómo deben ser el hombre y la mujer”.

Ahora ellos también cuestionan tales actos, agregó Lorena Armendáriz, psicoterapeuta de la ciudad. “Son ellos los que buscan romper estereotipos. Tienen claro que un hombre de verdad no ultraja a ninguna mujer”. Este mensaje, en el que coinciden los expertos, debe ser impartido desde la infancia, a través de la educación en los planteles y el hogar.

Paulo Domínguez, quien también se instaló en la plaza San Francisco, aplaudió la iniciativa de las faldas. “Que hombres vengan así vestidos evidencia que estamos en sus zapatos. Ojalá y el próximo año repitan el acto. Participaré. Y lo haré con mis siete primos, todos jóvenes, parte de esa generación que busca la igualdad”.

En Quito, Cuenca y Ambato se realizaron también manifestaciones en alusión a la fecha.

Twitter

La lucha fue tendencia en redes

Ayer, por conmemorarse el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer, cuatro hashtags (etiquetas) fueron tendencia en la red social Twitter: #SinViolenciaEC, #DíaInternacional, #NiUnaMenos y #25deNoviembre. Así, cientos de usuarios de entidades públicas o perfiles personales se sumaron al apoyo contra la violencia machista. Algunos expusieron casos de abusos y femicidios, mostraron fotografías de iniciativas, apoyaron con frases, etc.

Voces

Frank Armijos, psicólogo clínico, participante del acto

Aunque todavía hace falta que más varones se sumen, son cada vez más los que rechazan la idea de que el hombre no puede llorar ni sentir; los que optan por nuevos pensamientos.

Emilio Carrillo, director de Aldeas Infantiles y participante de la marcha

Cada vez son más los hombres que participan en estos actos porque hay más conciencia. Ahora se habla más de derechos y eso afortunadamente ha influido en el cambio.

Jonathan Jaramillo, guayaquileño defensor de los derechos de las mujeres

Me parece importante que los hombres seamos aliados de las mujeres en estas luchas porque básicamente somos el problema y tenemos que ser parte de la solución.