Actualidad

La familia es un don especial como lo fue el hogar de la sagrada familia de Nazaret

Lo primero que santificó Jesús con su presencia fue un hogar.

En este hogar de Nazaret Jesús pasó la mejor parte de su vida.

Entre José y María había un cariño santo de servicio y comprensión para hacerse la vida feliz.

La familia es la principal escuela de todas las virtudes.

Nazaret es la escuela donde empieza a entenderse la vida de Jesús porque es la escuela donde se inicia el conocimiento de su evangelio.

Es muy cierto que la salud de una sociedad se mide por la salud de la familia. Todos recordamos la visita de la Virgen a su prima Isabel que demuestra la importancia que tienen los parientes que comparten su alegría.

No debe faltar la virtud de la comunicación entre los esposos muy necesaria cuando el Niño Jesús se perdió. Jesús se extravió y entró al templo donde estaban reunidos los doctores de ese tiempo y conversó con ellos sin saber que estaban frente a Dios.

Con este pasaje nos demuestra Jesús que no importa que seamos inteligentes e instruidos, pero que siempre necesitamos algo más del conocimiento que ya tenemos, buscando siempre estar con Jesús.

A José y María se los vio siempre juntos pero en las Bodas de Caná se vio a Jesús en companía de su madre en donde elevó el matrimonio al nivel de un sacramento.

La fortaleza de nuestra sociedad depende de la fortaleza de los lazos sagrados del matrimonio y de la familia.

Martha Reclat de Ortiz