Actualidad

Enfrentamientos

En menos de una semana, dos fechas que estaban llamadas a ser celebraciones deportivas en campeonatos que se juegan en diferentes regiones del mundo, se convirtieron en momentos de violencia y de ausencia de límites.

¿Qué puede decirse que ya no se haya comentado en las noticias internacionales del ataque sufrido por el bus de Boca Juniors mientras se dirigía a disputar la final de la Copa Libertadores de América contra River Plate? Creo que no mucho, sin embargo caben, a mi modo de ver, tres reflexiones importantes.

La primera es que ambos clubes tienen una historia bastante compleja de enfrentamientos deportivos, en consecuencia -en ese marco- la autoridad a cargo debió implementar los protocolos de seguridad necesarios para evitar el encuentro de los hinchas de un equipo con los jugadores y fanáticos del otro.

Por otra parte, es inaudito pensar que una madre sea capaz de amarrar bengalas al cuerpo de su hija, con el riesgo que esto conlleva, y con el mensaje “todo vale” a cambio de una pasión desbordada e ilógica.

Y tercero, creería que el hecho de los ataques, sin importar el nombre de los equipos, debe tener una sanción ejemplificadora para que los mal llamados hinchas piensen dos veces antes de ejecutar actos vandálicos.

Mientras esto ocurre en Argentina, esta semana en Grecia se desató una batalla entre los fanáticos del AEK Atenas y el Ajax de Ámsterdam, en el partido que ambos equipos disputaban por la clasificación a octavos de final de la Champions League. Sus fanáticos se enfrentaron en las gradas del estadio con bengalas y bombas, y el día anterior los aficionados de ambos equipos se habían reunido en las calles de la capital griega, protagonizando una batalla campal que terminó con varios heridos. Lo insólito es que el partido no se suspendió y el Ajax clasificó.

Al momento de escribir este artículo se esperan los pronunciamientos de la Conmebol y de la UEFA, en cada caso, organismos que juegan un rol importante por los aspectos disciplinarios a regular, y por el control en estos encuentros.