Actualidad

Desbloquear la mezquindad

Estamos en vísperas del nacimiento de nuestro señor Jesucristo. Por eso, todos debemos abrir esos corazones de acero, desbloquear ese sentimiento y comportamiento de mezquindad, avaricia y tacañería hacia nuestro prójimo, y dejar fluir esa nobleza espiritual que nuestro creador nos inculcó al pisar la tierra. Hay personas que se superan en conocimientos, otras en su bienestar económico, pero hay otras que lo hacen en el ámbito espiritual, llevando una vida de abundancia y regocijo, desconociendo la pobreza y la hambruna. Las lágrimas que se derraman por uno mismo, son lágrimas de debilidad, pero las lágrimas que se derraman por el amor son señal de fortaleza.

Javier Valarezo Serrano