El valor de la critica destructiva

  Actualidad

El valor de la critica destructiva

La crítica destructiva que nos hagan puede ser aprovechada para lo bueno si desechamos la mala intención de ella y acogemos lo que nos beneficie. Dice un proverbio persa: “si alguien te dice que eres un caballo, ignóralo; si dos te lo dicen, ponle atención; pero si tres te dicen lo mismo, cómprate una silla de montar”; no nos ofendamos y veámosle lo bueno, con ella podremos transportar a alguien o correr en el hipódromo.

Señor Director, a los criticones dañinos lo mejor es ignorarlos y no responderles, ahí se ponen mas “trompudos”; como dice M. Shelley: “si somos atacados por un dragón, no nos volvamos como él”.

Miguel Ulloa Paredes