Actualidad

CNEL adjudica en $ 4,1 millones una controvertida contratación

Fue asignado el proveedor para la lectofacturación en Guayaquil. El Sercop vigilará la continuidad del proceso, que es cuestionado por otros oferentes

FOTO 1 Lectofacturacion
En 2020, el Gobierno dispuso la refacturación de los valores reales de la energía consumida.ARCHIVO EXPRESO

Después de dos años sin un compromiso contractual formalizado y de devengar una prestación a través de convenios de pago, la Corporación Nacional de Electricidad (CNEL EP) logró recientemente adjudicar la contratación del servicio de toma de lectura, impresión y entrega de planillas de consumo de energía (lectofacturación) para Guayaquil.

A1-6610447 (16610447)

CNEL frena una contratación por reclamos de concursantes

Leer más

El 19 de marzo último, la empresa pública asignó el contrato al Consorcio Lecto Guayaquil -uno de los cinco oferentes que se presentaron en la licitación- para la prestación por dos años, por un valor de $ 4’132.800.

El concurso, que se inició el 31 de diciembre de 2020 tras dos contrataciones que se declararon desiertas, no ha estado exento de controversias, que surgieron tras la calificación de ofertas. Los reclamos de los proveedores participantes llevaron incluso al Servicio Nacional de Contratación Pública (Sercop) a disponer a CNEL la suspensión del proceso.

Como lo reveló EXPRESO en un reportaje publicado el pasado 15 de marzo, dos de los descalificados, las empresas Asistecom y Marsed, cuestionaron los resultados y sus representantes presentaron reclamos a la entidad contratante y al Sercop. Ambas compañías insisten en que fueron perjudicadas en su calificación y anuncian acciones contra la decisión de asignar un ganador.

FOTO CNEL

CNEL va por el tercer intento de contratar la lectofacturación para Guayaquil

Leer más

La empresa pública de electricidad tenía que presentar al Sercop los justificativos y argumentos técnicos que permitieran continuar con el proceso de adjudicación. Una vez que consideró las explicaciones de CNEL, el organismo concluyó que “la entidad contratante bajo su responsabilidad determinará la continuidad del procedimiento”. En su notificación, no obstante, le advirtió que estarán “vigilantes al desenvolvimiento del proceso de contratación de la referencia”.

El Sercop emitió esta notificación el pasado 19 de marzo y el mismo día, Manuel Miranda, administrador (e) de la Unidad de Negocio Guayaquil de CNEL, firmó la resolución de adjudicación del contrato al Consorcio Lecto Guayaquil.

Christian Herrera, abogado de Asistecom, señala que presentaron ante la empresa de electricidad un recurso de apelación a la resolución de adjudicación, con una notificación para el Sercop. “No es posible que quieran dar de todas las formas posibles el contrato a un oferente y ni siquiera tomen en cuenta los descargos que presentamos”, cuestiona.

RECLAMOS POR FACTURAS ELÉCTRICAS

La lectofacturación le cuesta millones y migrañas a CNEL

Leer más

Marcelo Secaira, gerente general de Marsed, menciona por su parte que están a la espera de la firma del contrato y la entrega del anticipo, para pedir a la Fiscalía, la Procuraduría y la Contraloría que investiguen el caso. “De llegarse a establecer irregularidades, se configurará el daño a nuestra empresa y ahí es cuando actuaremos legalmente de manera particular”, advierte el directivo.

EL DETALLE

Servicio. CNEL no cuenta con un compromiso formal para la lectofacturación en Guayaquil desde el 1 de enero de 2019, fecha cuando rompió el contrato con la empresa Sercoel.

EN CONTEXTO

El negocio

La Unidad de Negocio Guayaquil de CNEL gestiona alrededor de 615.000 clientes, con una proyección de crecimiento del 5% anual, y factura aproximadamente $ 17 millones mensuales por concepto de venta de energía y terceros, según información de la Corporación. Para la entidad, la lectofacturación es parte sustancial de su salud financiera.

Imagen referencial. Lectofacturación.

CNEL invierte $ 12 millones para aliviar las quejas por facturacion

Leer más

Participantes

Cinco ofertantes presentaron sus propuestas en la licitación: los consorcios Lecto GYE, Guayaquil y Lecto, y las empresas Asistecom y Marsed. De todos ellos, solo el consorcio Guayaquil cumplió con los requerimientos exigidos por CNEL, según se detalla en el acta de calificación que la entidad publicó en el portal de Compras Públicas.