Cinco miembros de la junta consultiva de la Estatal, en el limbo de la renuncia

  Actualidad

Cinco miembros de la junta consultiva de la Estatal, en el limbo de la renuncia

Roberto Passailague aseguró que en dos meses habrá una nueva reunión en donde se definirá la continuidad de sus miembros.

Roberto Passailague, rector de la Universidad de Guayaquil, da declaraciones sobre la renunica de cinco miembros de la CIFI.

Roberto Passailaigue, rector y presidente la Comisión de Intervención y Fortalecimiento Institucional (CIFI) de la Universidad de Guayaquil habló, la mañana de este 9 de julio, sobre la renuncia presentada el pasado 28 de julio por cinco miembros de la junta consultiva, que acompaña a la CIFI.

Los motivos de las dimisiones –explicó– responden a la falta de presupuesto de la institución y a la inconformidad por la manera en que se están atendiendo los problemas ajenos a universidad o a la CIFI.

“No se ha podido cumplir la entrega del Hospital Universitario; la entrega de los recursos para llevar adelante determinados procesos; como el de jubilación, revalorización; no se ha podido llevar adelante tampoco los procesos de emergencia en el campo de la seguridad”, explicó Passailaigue.

Respecto a la renuncia presentada por Francisco Huerta, Katia Murrieta, Anunziatta Valdez, Alfredo Palacio y Gustavo Noboa, el titular de la Estatal aseguró que otros miembros de la junta consultiva solicitaron la no dimisión de sus cargos, hasta que se vea cambios. En dos meses habrá una nueva reunión donde se definirá la decisión de los miembros, precisó Passailaigue.

“La labor de la CIFI no se verá afectada, quedan otros miembros. Sin embargo, quisiéramos seguir contando con los aportes valiosos que se ha dado”, añadió.

EXPRESO consultó con Valdez sobre los motivos de su renuncia, así como la de sus compañeros. “Hemos preferido dejar ese espacio para que sea el rector, el que implemente o no, las recomendaciones sugeridas por nosotros. No sin reconocer que realmente es muy posible que la falta de cumplimiento se deba –entre otras cosas– a que el Gobierno central no ha transferido los fondos necesarios y a la oposición de grupos incrustados, que incluso recurren a hechos de fuerza”.

Que la renuncia es un hecho, subrayó, pero que en todo caso, si alguien de entre los miembros toma la decisión de seguir en el cargo esa ya será un decisión personal. “Yo no puedo hablar por el resto”, acotó. Este medio contactó vía telefónica a otros miembros de la junta consultiva, sin éxito.

La junta consultiva fue creada en 2018, con el afán de reunir a personalidades de la localidad para que sugieran soluciones a los problemas que enfrenta la universidad.