Un canal fue ‘banco’ de 10 medios

  Actualidad

Un canal fue ‘banco’ de 10 medios

El informe de la Contraloría establece que, hasta 2015, se cancelaron a doce directivos más de $ 706.439 de lo permitido por la ley en cuanto a remuneraciones. El canal respondió que no era una empresa pública y no se regía por dicha normativa.

Instalciones del canal de TC televisión en Guayaquil.

Las cuentas de TC Televisión se utilizaron para ‘salvarle la campana’ a otros diez medios públicos.

Solo en 2014, el canal, del cual 87 % de las acciones pertenecen al Estado, transfirió $ 5’775.359 a Gamatv, $ 1’649.907 a Cablevisión, $ 409.678 a Americavisión, entre otros (ver gráfico).

Era una práctica habitual, solicitada por el órgano rector de los medios, la Unidad de Gestión de Medios (Ugemed) y, a su vez, respaldada por el Código Orgánico de Planificación y Finanzas Públicas, que determinaba que la entidad podía “disponer de las utilidades que unas (empresas) reporten para la capitalización de otras”.

Pero las transferencias no cumplían con los requisitos legales. Así lo transparenta un informe de la Contraloría General del Estado de 2015, que determina que la práctica se llevó a cabo sin la autorización de los accionistas y sin las garantías que comprobaban que los medios que recibían el préstamo podían devolverlo.

Sin embargo, para algunas radios y canales, esta transacción era de vida o muerte. Mauricio Herrera, secretario técnico del Fideicomiso de Gamatv, manejado por los trabajadores, señala que el cruce de cuentas era necesario.

“Cuando la Contraloría hizo el informe, el Fideicomiso estaba en acefalía, por eso nunca se le informó a la organización de los préstamos. Cuando nosotros lo asumimos no nos pudimos oponer a que continúe la práctica porque, en el caso de Gamatv, ese préstamo era lo único que evitaba que la Superintendencia de Compañías nos cerrara”, afirmó.

A largo plazo, los préstamos no tuvieron el efecto deseado. La estación de televisión, indicó la semana pasada el gerente general de los medios públicos, Andrés Michelena, reporta pérdidas de $ 17 millones y será fusionada. Otros, como Cablevisión y Uminasa, posiblemente cierren sus puertas.

La aplicación de las finanzas ‘colectivas’, sumada a los altos sueldos, que superaban lo permitido por la ley, según la Contraloría, ha dejado a TC Televisión, único medio incautado que generó ganancias de manera continua, con pérdidas de $ 6 millones, pese a que solo el año pasado logró vender $ 37 millones en publicidad.

Este Diario intentó contactar a Carlos Coello, exgerente de TC Televisión de 2009 a 2016, pero no hubo respuesta. No obstante, el exfuncionario respondió en días pasados que el cruce de cuentas fue una solicitud de la Ugemed y que el canal “se limitaba a acceder a las solicitudes” de este.