Actualidad

AMARGO RETORNO DE ‘FELIPAO’

El momento del partido era ideal para un regreso dulce, pero todo salió mal para el delantero Felipe Caicedo.

AMARGO RETORNO DE ‘FELIPAO’

El momento del partido era ideal para un regreso dulce, pero todo salió mal para el delantero Felipe Caicedo. Si bien perdía 2-3 ante el Eibar, su equipo el Espanyol estaba en plena remontada. El primer tiempo había terminado en desventaja 0-3 y parecía que era posible ganar.

Caicedo saltó a la cancha a los 73 minutos con la misión de empatar. Regresaba tras una lesión muscular que sufrió en la última doble fecha de eliminatorias al Mundial, pero era la principal apuesta del entrenador Quique Sánchez Flores.

Sin embargo, el guayaquileño vivió uno de los momentos más amargos de su carrera. A los 78 minutos fue amonestado por una falta en la mitad de la cancha y cinco minutos después recibió la segunda tarjeta amarilla por una supuesta agresión.

Caicedo no reclamó, se estaba retirando de la cancha en silencio, con la mirada al piso, cuando fue reprendido por su entrenador.

Las cámaras de televisión enfocaron cuando Quique Sánchez Flores detuvo al tricolor justo en la línea lateral para decirle algo al oído. Fue poco amistoso, por los gestos del técnico, que hasta le señaló con el dedo. También por la reacción del futbolista, quien se sorprendió al inicio pero después siguió su camino, nuevamente con la mirada al suelo.

A pesar de que Espanyol se quedó sin el atacante, empató en la última jugada del partido. Aquello calmó un poco el ánimo del entrenador. Ya en la conferencia de prensa, Sánchez Flores indicó que todo lo dicho a Caicedo quedará a la interna del grupo.

Los periodistas insistieron en consultar por posibles sanciones para el tricolor y el técnico les aclaró que cualquier decisión que se tome se manejará siempre entre el cuerpo técnico y el futbolista. Aunque, también aceptó que Caicedo perdió mucho terreno en la pelea por la titularidad.