Cartas de lectores

Nuestros tres continentes AAA

Al revés de lo que hizo Colón, que descubrió un nuevo continente sin siquiera darse cuenta (¡sería distraído!), yo he descubierto que tenemos, de entrada, un continente menos, Oceanía, que no contiene casi nada, salvo los canguros del sur.

En realidad, si no fuera por nuestra egolatría, habría que llamar a nuestro planeta, antes totalmente cubierto por las aguas, que aún prevalecen en la mayoría de su superficie, no ya Tierra, sino Mar-ía; a no confundir con Mar-ea, que es su garboso meneo.

La Tierra propiamente tal, que nos contiene a todos los humanos, excepto a una minoría numéricamente despreciable de navegantes y bañistas, fue en realidad un trozo minoritario del planeta.

Al estar encima de Mar-ía, se resecó y se dividió en tres trozos, no cuatro, como pretende el eurocentrismo aquí lógicamente predominante: Asieuropa (primero, el más grande), África y América, AAA, junto con miles de puntitos, llamados islas, la mayor de las cuales es la ya mencionada Australia, justamente casi desértica, que no llega, pues, a ser una cuarta A.

Diego Mas M.