Cartas de lectores

Todas las instituciones y muchas empresas privadas entregan mal servicio

Si no se pone orden a este sistema mal dado, la gente protestará

El Ecuador de oportunidades, del encuentro hacia la prosperidad, de avanzar y pensar en grande, es muy bello, noble, patriota, mas, la realidad es difícil de digerir. Nos encontramos con piedras en el camino, con rocas. Los 14 años de desgobierno han calado muy hondo en el pensar de muchos ecuatorianos. Todavía se cree que las cosas se siguen resolviendo de la misma forma. Con el atropello, con órdenes sin legitimidad, saltándose las instancias respectivas. La administración de Justicia sobresale, creyendo que el servicio que brindan es gratis, que los usuarios los molestan, no respetan los términos determinados. Hay quejas de que sentencias de orden constitucional demoran más de dos meses en notificar. Salud se lleva la medalla. En esta institución gubernamental ha primado el bien organizado desorden, como si los contrarios siguieran enquistados haciendo daño, boicoteando el trabajo para la gente vea mal las gestiones. O las denuncias diarias de cobros excesivos en planillas de luz sin que se solucione. Estos malestares son tomados en los servicios privados como moneda de cambio. Es fraude, estafa a los usuarios cuando en la televisión por cable se programa las mismas películas todos los días. Salud notifica a los aspirantes a nombramientos definitivos los sábados por la noche. Si no se pone orden a este sistema mal dado, la gente protestará.

Franklin Lituma Manzo