Los sueños cumplidos de Wellington Sánchez

  Deportes

Los sueños cumplidos de Wellington Sánchez

El Mundial de Japón y Corea 2002 junto con los títulos con Emelec y El Nacional son algunos momentos inolvidables para el exfutbolista ambateño

Wellington-Sánchez-seleccionado-recuerdos
Wellington Sánchez, con la histórica camiseta que se logró la clasificación al Mundial Japón-Corea 2002.cortesía

A Wellington Sánchez le costó dejar el fútbol profesional. Jugó hasta los 42 años. Se sentía muy bien entrenándose, sudando y percibiendo el olor del césped, mientras la adrenalina se apoderaba de su cuerpo antes de los partidos.

INDEPENDIENTE-FESTEJOS-SEGUNDA-ETAPA

La experiencia será un plus en la final de LigaPro 2021

Leer más

Sin embargo, entendió que era el momento de seguir con su vida y encarar nuevos proyectos. Claro, no quiso olvidarse del deporte y fundó una academia para niños en Ambato. Pero, al mismo tiempo, inició un negocio de venta de sánduches y picaditas.

Cada una de esas actividades tiene su motivación, pero lo que más le llena es que puede compartir más con su familia. “Cuando uno deja el fútbol profesional lo extraña por unos dos años, pero también se empieza a disfrutar ese tiempo que se puede estar en casa”, inicia su relato Sánchez.

Y lo aclara. “El fútbol fue una burbuja, me sacó del día a día. Cuando lo dejé me enfrenté a una realidad que para muchos era cotidiana. Ahora lo disfruto porque, de paso, las responsabilidades continúan y hay que ver la manera de solventarlas”.

De todas maneras, aún tiene frescos los mejores momentos de su paso por el fútbol. En primer lugar está lo vivido con la selección. Él fue parte del equipo que clasificó al Mundial de Corea y Japón 2002.

Wellington-Sánchez-seleccionado-recuerdos
Wellington Sánchez celebra uno de los campeonatos con Emelec.archivo

“El Mundial fue un sueño hecho realidad. Algo muy difícil de describir. Cuando se escuchaba el Himno Nacional en eliminatorias ya se te erizaba la piel. Yeso se multiplicó antes del partido contra Italia, en el Mundial. Yo no sabía si cantar o llorar de la alegría. Fueron emociones encontradas, algo lindo e intenso que lo vivía cada uno en su interior”, relata.

IndependientedelValle-LigaPro-final-Emelec

Los estrategas dentro del campo para la final de la LigaPro

Leer más

Sánchez recuerda que en ese Mundial el ambiente fue perfecto. “Era todo tan ordenado, tan bien planificado, que no quería que se termine. Teníamos tanto, como campos de entrenamientos con césped impecable, infraestructura para todo lo que necesitábamos, aguas termales y más. Era tan perfecto que uno llegaba a pensar que si en verdad se merecía todo eso”.

Aunque Ecuador no clasificó a la segunda ronda de ese Mundial, dejó una buena imagen y producto de ello fue el recibimiento en el país.

“Pensábamos que no lo hicimos mal en el Mundial, pero no nos esperábamos un recibimiento así, con miles de personas en las calles. Fue algo inolvidable”.

A escala de clubes también vivió momentos que lo marcaron. Por ejemplo, el título con Emelec en 2002. El Bombillo tenía la tercera opción para la corona. El Nacional podía consagrarse con un triunfo ante Deportivo Quito. La segunda posibilidad era para Barcelona, que le alcanzaba con una derrota de El Nacional y su triunfo sobre Liga de Quito en Ponciano. Emelec, en cambio, necesitaba la derrota de El Nacional, que Barcelona no gane y superar al Aucas. Los militares fueron goleados por 4-1, Barcelona empató 0-0 y Emelec ganó 2-1 con chilena de Augusto Porozo.

“Ese 22 de diciembre será inolvidable para mí porque nació mi hijo a las 11:00. Estaba concentrado y a las 05:00 de la mañana me llamó mi esposa a decir que estaba con dolores de parto. Fui a ver a Rodolfo Motta (entrenador) y casi tumbo su puerta porque no abría. Cuando salió y le conté lo que pasaba, se sorprendió y me dijo ‘¿justo ahora?’. Por suerte fui, la dejé en la clínica y volví a la concentración”.

Los emprendimientos son necesarios. Las responsabilidades aumentan después del fútbol. Si no se invierte, el dinero se termina.

Wellington Sánchez, exfutbolista
INDEPENDIENTE-EMELEC-FINAL-LIGAPRO

Independiente del Valle agotó las entradas de la primera final puertas adentro

Leer más

Sobre la mezcla de resultados que se dieron para su vuelta olímpica, él recuerda que no esperaba una derrota de El Nacional. De todas maneras, tampoco estaban tan ansiosos.

“Ese título no era una obsesión para nosotros. Motta nos decía que hagamos lo nuestro, que ganemos el partido y que después se vería. Y así fue. No lo forzamos, dejamos que las cosas fluyan, hicimos nuestro trabajo y todo se dio”.

Con El Nacional también vivió grandes momentos, en sus dos etapas. “Llegué con 19 años. En ese equipo quería estar la mayoría porque siempre peleaba campeonatos, pagaba puntual y hasta daba los décimos. Al inicio la pasé mal porque tenía que fajarme para ganarme un espacio.La realidad era muy diferente entonces. Si no lo hacías bien te llevabas unas patadas”, recuerda.

En la segunda etapa, en cambio, las cosas fueron distintos. Él era el experimentado y pudo disfrutar del nacimiento de la generación conformada por Antonio Valencia, Christian Benítez, Segundo Castillo, Cristian Lara, Pedro Quiñónez...

Sánchez vivió de todo en el fútbol, lo único que le faltó en su hoja de vida, dice, es un torneo internacional. Estuvo cerca con Emelec, en la final de la Merconorte. “Tuve una buena carrera, pude salir campeón, con la selección fui al Mundial. Me fue bien, aproveché los momentos y puedo decir que tuve una carrera feliz...”, sentencia. 

“El deporte como un estilo de vida”

La academia funciona en Ambato y cuenta con 30 alumnos. Por la pandemia tuvo que hacer una pausa el año anterior, pero ya se están retomando los entrenamientos presenciales. Nació para motivar la práctica deportiva, más que como un mecanismo para proyectar nuevo valores del fútbol nacional. Sánchez explica que el objetivo central es que aprendan a jugar y que el deporte sea un estilo de vida. “Si alguno llega al profesionalismo bien, pero la idea va por otro lado porque nuestra intención no es vender sueños falsos, sino darles una herramienta más para una correcta formación”. 

Wellington-Sánchez-seleccionado-recuerdos
Wellington Sánchez en su academia de fútbol donde forma a los nuevos talentos.cortesía
bauman-Independiente-Olmedo-LigaPro

El gol está garantizado para la final de LigaPro

Leer más

Se alista para expandir su emprendimiento

La idea del negocio de los sánduches, picaditas, vinos, salami, entre otros productos nació por sus constantes viajes. “Mirábamos en algunos países cómo lo hacían y empezamos a dar forma a la idea con mi esposa y ahora también con mis hijas”.

Por el momento su casa es el centro de operaciones, pero ya hay un proyecto para expandirlo. El próximo año abrirá el primer local. El nombre completo del negocio es Panino & más, by Wellington Sánchez. “El nombre ha servido, la verdad, a la gente le gusta nuestro producto”.