Deportes

Richard Carapaz hizo vibrar a su gente

El vicecampeón de la Vuelta a España festejó con los ecuatorianos en Madrid. En El Carmelo, sus padres se siente orgullosos

Richard-Carapaz-ciclismo-VueltaaEspaña
Richard Carapaz fue ovacionado por los ecuatorianos que viven en Madrid, y compartió con ellos el vicecampeonato de la Vuelta a España.@IneosGrenadiers

Richard Carapaz ratificó que es uno de los mejores ciclistas de ruta a nivel mundial tras obtener el vicecampeonato de la Vuelta a España, este domingo 8 de noviembre. Es el segundo podio en una ‘grande’ del ciclista ecuatoriano tras el título del Giro de Italia que alcanzó en 2019.

Miryam-Núñez-ciclismo-femenino-VueltaaColombia

Núñez lidera la Vuelta a Colombia Femenina

Leer más

A sus 27 años tiene largo camino para seguir haciendo historia en la élite y además demostró que puede ser líder sin problemas de un equipo tan afamado como el Ineos Grenaderiers británico.

“Es realmente especial estar en el podio en Madrid tomando en cuenta la situación por el COVID. Tuve un enfoque diferente para esta carrera, pero es increíble terminar segundo en esta Vuelta. Sé que tengo un gran potencial y seguiremos trabajando con el equipo para buscar más victorias”, analizó la Locomotora del Carchi.

Enfatizó que tras ratificar que la victoria en el Giro no fue una coincidencia ahora “estoy aquí para luchar por más grandes vueltas”.

Su felicidad la compartió con los ecuatorianos que se dieron cita a los alrededores de la Plaza de Cibeles de Madrid, quienes le alentaron y con gritos de “Richard, Richard”, le premiaron por su destacada actuación en la ronda española.

“Me voy contento de la Vuelta, he vivido el final con mucha ilusión, por el recorrido he visto muchas banderas de Ecuador, lo que me llena de orgullo. He sentido un respaldo especial, momentos muy bonitos”, resaltó el tricolor.

APOYO DESDE CASA

Richard-Carapaz-ciclismo-VueltaaEspaña-familia
Los padres y las hermanas de Carapaz siguieron con emoción cada etapa de la ronda española.MARIBEL ROJAS / EXPRESO

Mientras tanto, a miles de kilómetros, en su natal El Carmelo (Carchi), su familia destacó que el vicecampeonato es fruto de los sacrificios como viajes, arduos entrenamientos y salidas del país que vive Richie.

duval-altafuya

Fallece Duval Altafuya, exjugador de Barcelona y otros equipos del país

Leer más

Para ellos es un campeón, como afirmó su padre, Antonio Carapaz, quien en su casa rodeada de verdes parajes, donde Richie dio sus primeros pasos con una bicicleta vieja sacada de la chatarra hace 21 años, alentó a su hijo.

Ese caballito de acero aún es conservado en el hogar de los Carapaz Montenegro, pues es considerada una reliquia y ahora la exhiben orgullosos en la parte frontal de su vivienda, para que todas las personas que se acerquen, la miren.

Don Antonio no puede contenerse y hasta lágrimas aparecen en su rostro cuando observa a su hijo en las grandes vueltas. No sabe si sentarse, pararse, quitarse la mascarilla o qué más decir. Para acompañar a su hijo desde lejos instaló una pequeña tableta conectada a internet, pues en el sector no hay señal de teléfono fijo ni celular.

“Dale Richie, todo o nada”, “Vamos mijo” fueron las palabras de aliento de Cristina para su hermano menor a lo largo de su participación en España.

Anita Montenegro, mamá de Richie, en cambio se ubica a unos pasos de distancia. La última vez que habló con su hijo fue hace ocho días. En la conversación le dijo que lo dejaría todo en la carretera. Esas palabras resonaban en su cabeza cuando en la penúltima etapa vio que su hijo las cumplió.

“Nunca nos esperábamos esto. Le gustaba la bicicleta, pero ya llegar a este punto es demasiado orgullo y felicidad para nosotros”, afirmó emocionada. Y es que en cada competencia internacional, el mijín, como conocen en El Carmelo, da alegrías y llena de orgullo a sus familiares y a ese sector que lo considera su hijo pródigo.

Además, Carapaz atrae a sus admiradores que se sienten identificados con su esfuerzo y perseverancia. Los exteriores de la casa de sus padres se ha convertido en un lugar de concentración de turistas amantes del ciclismo.

Ahora Antonio y Anita esperan su pronto retorno, que será por poco tiempo, pues tienen claro que para el próximo año Richie partirá de nuevo a sus entrenamientos en el extranjero en busca de más alegrías para su familia y el país.