Un tribunal rebaja las penas en el caso de los pases policiales

  Actualidad

Un tribunal rebaja las penas en el caso de los pases policiales

El excomandante de Policía Fausto Tamayo no cumplirá los 13 años y tres meses de prisión a los que fue sentenciado por su participación en el delito de delincuencia organizada en la venta ilegal de pases de la Policía.

Apelación. Los abogados de los procesados durante la audiencia.

El excomandante de Policía Fausto Tamayo no cumplirá los 13 años y tres meses de prisión a los que fue sentenciado por su participación en el delito de delincuencia organizada en la venta ilegal de pases de la Policía.

Él fue uno de los beneficiados de la modificación de la sentencia que recibieron 15 personas. Ayer un tribunal de la Corte de Pichincha cambió la condena de primera instancia, de octubre de 2016.

Tamayo, según esta última lectura, no fue autor del delito sino cómplice. Los jueces consideraron que tuvo una participación secundaria en la red delincuencial. Ahora, la pena que deberá cumplir el excomandante es de 28 meses.

El oficial retirado está detenido desde febrero de 2016 (17 meses). David Vaca, su abogado, cree que se hizo justicia parcialmente, aunque insiste en que su defendido es inocente. Por eso, presentará el recurso de casación en la Corte Nacional. “No debía haber cumplido ninguna pena”, dijo.

El abogado también iniciará los trámites para obtener la libertad condicionada con el régimen abierto, porque Tamayo ya ha cumplido el 60 % de la pena y puede acogerse a esa posibilidad.

El teniente Alexis Cifuentes, exfuncionario de la Presidencia de la República y del Ministerio del Interior, también se benefició con una reducción de cuatro años. Él tendrá que cumplir solo nueve años de cárcel como autor del delito.

Su padre, Alfonso Cifuentes, esperaba que sea declarado inocente. Se mostró desilusionado. “Es una pena que a la persona que defendió la vida del expresidente Rafael Correa, a mi hijo, le jueguen de esta forma”, comentó.

Para Teresa Bedoya, madre de Cifuentes, y para los policías Carlos Hidalgo y Eduardo Parra, los jueces ratificaron su inocencia. Consideraron que no formaron parte de la red de delincuencia organizada.

El abogado Felipe Rodríguez defendió a Parra. “Esto devuelve la esperanza a muchas personas que deben creer en la justicia, que a veces tiene sus deslices. Son temas humanos”, declaró. Aseguró que su cliente volverá a lucir su uniforme. La Fiscalía también presentará la casación del fallo.

MCV