La mascarilla deja de ser una prenda obligatoria en Ecuador

  Actualidad

La mascarilla deja de ser una prenda obligatoria en Ecuador

El uso de tapabocas no será solicitado en espacios abiertos y cerrados. Un desliz de comunicación matizó el anuncio. El turismo lo ve con buenos ojos

LASSO MASCARILLAS
Acto. El presidente de la República, Guillermo Lasso, guardó la mascarilla en su bolsillo como fin de la medida.Angelo Chamba

El final del uso de la mascarilla en el Ecuador es una realidad. El presidente de la República, Guillermo Lasso, anunció que deja de ser obligatorio el uso de la mascarilla en los espacios abiertos y cerrados de todo el país.

“Hemos vencido al COVID-19. Muchos hemos anhelado estos momentos que parecían tan lejanos”, recordó el presidente. Habló de que el problema que se llevó a más de seis millones de vidas en el mundo está superado ya en el país. “Nunca me cansaré de expresar mi más profunda gratitud a la Policía y a las Fuerzas Armadas”, expresó el mandatario.

Mascarillas )

En Quito el uso de la mascarilla sigue siendo obligatorio

Leer más

El anuncio de la retirada de la mascarilla se dio tras la reunión del Comité de Operaciones de Emergencia (COE) nacional que hizo el análisis de la situación epidemiológica del país.

Fidel Egas es aquel rico que no paga impuestos en el Ecuador y no contribuye con estos esfuerzos.

Guillermo Lasso, presidente de la República

La ministra de Salud, Ximena Garzón, anunció las cifras de contagios y muertes que fueron a la baja en el país. El 87 % de ecuatorianos de más de tres años ya cuentan con las vacunas.

El presidente informó que el programa de vacunación ha costado más de 1.000 millones de dólares. Más de nueve millones de ecuatorianos ya fueron inoculados, contó el mandatario.

El anuncio provocó optimismo en los sectores del turismo, productivo y académico. Odontólogos como Patricia Robalino tienen sus reparos.

Carlos Loaiza, presidente de la Cámara de Comercio de Quito, menciona las experiencias como la de Colombia que en ciudades con más de 60 % de la población vacunada con segunda dosis ya podrían eliminar las mascarillas.

Creo que el uso de la mascarilla ya cumplió con su propósito por el avance de segundas dosis.

Carlos Loaiza, presidente de la Cámara de Comercio

Dice que el Ecuador tiene avance mayor que el de otros países en el tema de vacunación y esa medida es importante porque contribuye al desarrollo económico. Pero, es consciente de que eso no significa que deben dejarse de mantener las medidas de protección, de bioseguridad y de cuidados “por cuanto es una pandemia sobre la cual el mundo no tiene todavía control”.

Opina que uno de los aspectos importantes es reforzar la comunicación para que la ciudadanía recuerde que es importante mantener las medidas de protección y que el Ministerio de Salud debe estar preparado con pruebas de diagnóstico suficientes para hacer frente a un rebrote.

Creo que no es el momento aún. A pesar de que hay tercera y cuarta dosis, las costumbres no han cambiado.

Patricia Robalino, odontóloga

Holbach Muñetón, representante del sector turístico en Guayas, señala que la tendencia en el mundo es ir a la eliminación de la mascarilla. Menciona que es favorable que se vaya quitando el uso de la mascarilla porque “es algo hasta psicológico ya que al momento de quitarme me voy a sentir indefenso, pero hay que dar ese paso”.

Sugirió que no hay que descuidar las medidas de bioseguridad, aprovechar y difundir y hacer una campaña agresiva de: síguete cuidando”, reitera.

Patricia Robalino es odontóloga. Ella opina que en lugares de concentración baja puede aplicarse la retirada de la mascarilla. Pero no en colegios o sitios de gran concentración de personas en donde no hay lavado de manos, uso de alcohol o distanciamiento.

Alberto Narváez, exdirigente del sector médico y profesor de Ciencias Médicas de la Universidad Central, menciona que se debe considerar algunas cosas como que existen al menos 100 parroquias en las que la transmisión es inexistente. Piensa que ya no va a haber incremento de casos en las ciudades en donde ha avanzado la vacunación porque “si una persona ya se enfermó y está vacunada, no es problema quitarse la mascarilla”.

Pero, para quienes tienen factores de riesgo, lo mejor es que sigan cuidándose y mantengan la distancia. En buses y servicios de salud la mascarilla debe ser obligatoria, pero en espacios abiertos será opcional, añade.

Datos

Resolución

La última resolución del COE dejó sin efecto más de 200 restricciones adoptadas en pandemia.

Cifras

En el país existen al momento 85 personas hospitalizadas contagiadas con COVID-19 y 28 están en cuidados intensivos.

Decesos

Al momento casi no hay pacientes en hospitalización ni en cuidados intensivos. La semana pasada solo una persona falleció en el país que no estaba vacunada, informó la ministra de Salud, Ximena Garzón.

La cifra

259 personas confirmadas y han necesitado atención médica. Las curvas han bajado en el país.